This content is not available in your region

Las elecciones francesas se cuelan en el debate con Macron en la Eurocámara

Access to the comments Comentarios
Por Gregoire Lory  & Aïda Sanchez
euronews_icons_loading
Las elecciones francesas se cuelan en el debate con Macron en la Eurocámara
Derechos de autor  Bertrand Guay/AP

Las elecciones presidenciales francesas tendrán lugar en primavera, algo que ha hecho que la presencia de Emmanuel Macron en el Parlamento Europeo parezca en algunos momentos un debate electoral. Así ha pedido el eurodiputado y candidato verde a la presidencia francesa Yannick Jadot más acción en la lucha contra el cambio climático. “Usted pasará a la historia, señor presidente de la República, como el presidente de la inacción climática porque en realidad es un hombre complaciente con el clima. Prefiere firmar armisticios con los grupos de presión que liderar la lucha contra el cambio climático. Prefiere procrastrinar como Mery Streep en la película No mires arriba", ha acusado Jadot a Macron.

Su discurso ha sido duramente criticado por los eurodiputados, que han pedido que se detenga el debate nacional. Volviendo a Europa, los socialdemócratas celebran la decisión de Macron de pedir una reforma de la Carta Europea de los Derechos Fundamentales para incluir el derecho al aborto. Pero en materia de Relaciones Exteriores, piden más_._"Permitir acabar con el principio de unanimidad en política exterior para que realmente Europa pueda avanzar en este sentido, por lo tanto, tener también la dimensión exterior como una de nuestras prioridades", ha reclamado la eurodiputada de los Socialdemócratas Iratxe García Pérez.

Para el Partido Popular europeo, las prioridades europeas de Macron son claras. Pero reclaman acciones concretas para reforzar la soberanía europea, después de que Macron asegurará que se necesita más dialogo con Moscú. "No queremos tener malas relaciones con nadie, pero debemos asegurarnos de que todos respeten nuestros valores europeos, y en este punto Macron ha sido claro", ha dicho el eurodiputado Andreas Schwab.

La jornada acabó con polémica ya que Macron dió una rueda de prensa sin aceptar preguntas tras el debate. Un grupo de periodistas salió de la sala como forma de protesta.