La izquierda europea fija objetivos para las elecciones de junio

Walter Baier
Walter Baier Derechos de autor @europeanleft
Derechos de autor @europeanleft
Por Aida Sanchez Alonso
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

La reunión en la capital eslovena sirvió también para elegir a su principal candidato, el casi desconocido Walter Baier para la presidencia de la Comisión Europea.

PUBLICIDAD

La Izquierda Europea se ha reunido en Eslovenia este fin de semana con la vista puesta en las elecciones europeas. Impulsar una lucha contra el cambio climático que respete a la clase trabajadora o una directiva europea para limitar los precios de los alquileres, son algunas de las propuestas de oferta electoral que el Partido de la Izquierda Europea adoptó en su asamblea en Liubliana.

La reunión en la capital eslovena sirvió también para elegir a su principal candidato, el casi desconocido Walter Baier. Austriaco, de 70 años, se enfrenta al reto de intentar frenar a la extrema derecha: "Creo que el principal ámbito de confrontación con la extrema derecha es la política social. La extrema derecha está capitalizando el miedo. Y la gente tiene miedo, mucha gente tiene miedo del futuro y la política establecida no se ocupa de ello.

Creo que el principal ámbito de confrontación con la extrema derecha es la política social
Walter Baier
Candidato del Partido de la Izquierda Europea a la presidencia de la Comisión Europea

Las posibilidades de Baier son bajas, además no se presentará en ninguna lista nacional, por lo que no será eurodiputado. Forma parte de la iniciativa surgida en Alemania con el nombre de SpitzenKandidat. Se trata se que los cabezas de lista de los diferentes partidos políticos que concurren a las elecciones europeas sean los candidatos a la presidencia de la Comisión Europea. La reunión de La Izquierda en Liubliana ha sido, a diferencia de lo ocurrido en el resto de partidos europeos, en gran parte a puerta cerrada. Además, ha servido para confirmar la división entre las distintas formaciones de su espectro político.

Fragmentación y escisiones como marca de la izquierda

El espacio de izquierda se presentará fragmentada a las elecciones europeas de junio próximo con dos plataformas diferentes pero con muchas similitudes. Izquierda Europea, que es la única constituida como partido, y Ahora el Pueblo, del que forman parte La Francia Insumisa o en España, Podemos. Además, en los últimos meses se han producido varias escisiones que podrían reducir aún más el número de escaños de su grupo parlamentario. Es el caso de la coalición española Sumar, que podría acabar coaligándose con Los Verdes.

Sira Rego, ministra de Juventud e Infancia del gobierno presidido por Pedro Sánchez aseguró: "Habrá que ver el resultado, pero sin un resultado claro no podemos anticipar el debate. Lógicamente tiene que haber voluntad por parte de los grupos de las delegaciones, de los grupos políticos que se presentan a las elecciones, de unirse a la Izquierda Europea".

En Alemania, una escisión del partido La Izquierda, fundada en enero con el nombre de Alianza Sahra Wagenknecht.Por la Razón y la Justicia, podría superar al partido matriz en número de votos. La nueva formación une la política tradicional de la izquierda con una propuesta controlada de la migración y una voluntad de quitarle argumentos a la extrema derecha.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Polonia | La izquierda presenta proyectos de ley para legalizar el aborto

Grecia | Dimite el líder de la izquierda griega Alexis Tsipras tras el triunfo del centro derecha

La UE amplía y endurece sus sanciones a Irán sin apuntar hacia la Guardia Revolucionaria Islámica