This content is not available in your region

El fabricante de zapatos Geox suspende las nuevas inversiones directas en Rusia

El fabricante de zapatos Geox suspende las nuevas inversiones directas en Rusia
El fabricante de zapatos Geox suspende las nuevas inversiones directas en Rusia   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

Por Federico Maccioni

– El fabricante de calzado italiano Geox dijo que suspendió las nuevas inversiones directas en Rusia, como las de marketing y comunicación y la apertura de nuevas tiendas, mientras lidia con los desafíos de reducir su exposición al país.

Un portavoz de Geox, que opera sobre todo en Rusia y Ucrania a través de terceros, dijo a Reuters el viernes que se adoptó una decisión final sobre su estrategia a principios de mayo, tras las discusiones iniciadas después de que Moscú invadió su país vecino a fines de febrero.

Las tiendas operadas directamente en Rusia, que representan el 30% del negocio de Geox allí, seguían abiertas, dijo el portavoz, añadiendo que los acuerdos comerciales con franquicias y minoristas al por mayor seguían vigentes debido a las obligaciones contractuales.

Geox es una de las más de 200 empresas occidentales que siguieron con su actividad habitual en Rusia, según datos de la Yale School of Management.

“No es fácil marcharse”, dijo el portavoz, añadiendo que el 70% del negocio de Geox en Rusia se había desarrollado a través de negocios al por mayor y franquicias.

Geox ha cancelado todos los nuevos pedidos de terceros en Rusia y está retirando a sus “directivos europeos”, dijo el portavoz, en referencia a la dimisión de dos directivos italianos que trabajaban a distancia como miembros del consejo de administración del negocio ruso de Geox.

El jueves, Geox informó de un aumento del 24,3% en los ingresos del primer trimestre a las tasas de cambio actuales hasta 184,4 millones de euros (191,5 millones de dólares) y dijo que espera que los ingresos de 2022 superen los 700 millones de euros, señalando que el objetivo podría convertirse en un “desafío” si no se soluciona pronto la crisis ucraniana.

(1 dólar = 0,9630 euros)