EventsEventos
Loader

Find Us

PUBLICIDAD

Los precios al productor en EEUU se aceleran en junio, pero la inflación subyacente se ralentiza

Los precios al productor en EEUU se aceleran en junio, pero la inflación subyacente se ralentiza
Los precios al productor en EEUU se aceleran en junio, pero la inflación subyacente se ralentiza Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

WASHINGTON, 14 jul - Los precios al productor de Estados Unidos aumentaron más de lo previsto en junio, en medio del alza de los costos de los productos energéticos, pero la inflación subyacente al productor parece haber tocado techo.

El índice de precios al productor para la demanda final subió un 1,1% el mes pasado, tras haber subido un 0,9% en mayo, informó el jueves el Departamento del Trabajo. En los 12 meses transcurridos hasta junio, el IPP aumentó un 11,3%, tras avanzar un 10,9% en mayo.

La subida del 2,4% de los precios de los bienes representó tres cuartas partes del aumento del IPP.

Los precios de los bienes ganaron un 0,4% en mayo. Casi el 90% de la subida de los precios de los bienes del mes pasado se atribuyó a un salto del 10,0% en los precios de la energía.

Se produjeron fuertes aumentos en los precios de la gasolina, el diésel, la energía eléctrica y el gas natural residencial. Los precios de los alimentos al por mayor subieron un 0,1%.

El costo de los servicios subió un 0,4%, tras haber subido un 0,6% en mayo.

Los economistas encuestados por Reuters habían previsto que el IPP subiera un 0,8% y que aumentara un 10,7% en términos interanuales.

El Gobierno informó el miércoles de una aceleración de los precios al consumidor en junio, con una tasa anual que registró su mayor aumento desde finales de 1981. La inflación se está disparando, alimentada por la paralización de las cadenas de suministro mundiales y los enormes estímulos fiscales de los gobiernos a principios de la pandemia del COVID-19.

La prolongada guerra de Rusia contra Ucrania, que ha provocado un repunte de los precios mundiales de los alimentos y el combustible, ha empeorado la situación. Pero hay algunos atisbos de esperanza de que las presiones sobre los precios podrían estar llegando a su punto máximo.

Los precios del crudo han caído bruscamente, y el Brent cotiza por debajo de los 100 dólares por barril, después de haber subido hasta los 139 dólares en marzo, cifra cercana al máximo histórico alcanzado en 2008. Otros precios de las materias primas también se están desplomando.

Excluyendo los volátiles componentes de los alimentos, la energía y los servicios comerciales, los precios al productor subieron un 0,3% en junio. El llamado IPP subyacente aumentó un 0,4% en mayo. En los 12 meses transcurridos hasta junio, el IPP subyacente avanzó un 6,4%, después de subir un 6,7% en mayo.

El mercado espera que la Reserva Federal aumente su tasa de interés en otros 75 puntos básicos a finales de este mes en su lucha por enfriar la demanda y reducir la inflación hasta su objetivo del 2%. El banco central estadounidense ha subido su tasa de interés a un día en 150 puntos básicos desde marzo.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Preocupación por la nueva herramienta de resúmenes de IA de Google tras ofrecer respuestas engañosas

Jóvenes universitarios utilizan TikTok para educar a los votantes de la UE antes de las elecciones

¿Cómo de preparados están las empresas y los países para la revolución de la IA?