La subida de los tipos de interés amenaza la rentabilidad de los bancos europeos

EUROPA-BANCOS-RESULTADOS:La subida de los tipos de interés amenaza la rentabilidad de los bancos europeos
EUROPA-BANCOS-RESULTADOS:La subida de los tipos de interés amenaza la rentabilidad de los bancos europeos Derechos de autor Thomson Reuters 2023
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por John O'Donnell, Lawrence White y Tom Sims

LONDRES/FRÁNCFORT, 27 ene - El aumento de los costes de los préstamos está dando un respiro largamente esperado a los atribulados bancos europeos, pero viene con un aguijón en la cola.

El año pasado, los bancos centrales pusieron fin a una década de tipos de interés por los suelos cuando la Reserva Federal de Estados Unidos y el Banco Central Europeo empezaron a endurecerlos.

Dos de los grandes bancos hipotecarios y corporativos europeos, el sueco SEB y el español Sabadell, anunciaron recientemente fuertes beneficios en 2022, ya que esta tendencia contribuyó a elevar sus resultados.

Pero aunque la subida de tipos es una buena noticia para los balances de los bancos, anuncia una ralentización en una economía golpeada por la guerra en Ucrania y unos precios desbocados que estrujan a los prestatarios y podrían pinchar las burbujas de precios, sobre todo en el sector inmobiliario.

"Por un lado, los tipos de interés están subiendo, lo que es positivo y ayuda a los bancos", afirma Jerome Legras, de Axiom Alternative Investments. "Pero las perspectivas económicas son inciertas y el riesgo de pérdidas crediticias elevado".

"Los inversores prestarán mucha atención a lo que digan los bancos sobre el futuro, porque quieren que sigan repartiendo beneficios."

Los principales bancos europeos, entre ellos el suizo UBS, el italiano UniCredit y el neerlandés ING, revelarán cómo les afecta esa tendencia cuando presenten sus resultados de 2022 en los próximos días.

Reino Unido, uno de los mayores mercados crediticios de la región, donde los tipos han subido más deprisa que en Europa occidental, es un barómetro para el mercado.

Los bancos británicos han señalado que esperan que sus resultados crezcan en 2023 a pesar de la precariedad de la economía: NatWest, uno de los mayores bancos minoristas, espera aumentar su rentabilidad sobre recursos propios, una medida clave de la rentabilidad en el sector bancario.

Otros grandes bancos británicos como HSBC, Standard Chartered y Barclays desvelarán sus resultados a finales de febrero.

PRECARIO

De fondo, se avecinan problemas.

En el último trimestre de 2022 hubo 23.885 sentencias judiciales contra empresas británicas que debían dinero, lo que supone un aumento interanual de más de la mitad y una señal de la creciente angustia entre las pequeñas empresas, según la firma de recuperación de empresas Begbies Traynor Group.

"Es un poco paradójico para los bancos porque (...) atienden a clientes que pasan apuros día a día", dijo Tom Merry, consultor de estrategia bancaria de Accenture.

El mercado inmobiliario británico también se tambalea. Los precios de la vivienda cayeron un 2,5% en el cuarto trimestre del año pasado, la mayor caída en tres meses desde la crisis financiera de 2008.

Tras el caos desatado en el mercado en septiembre por los planes de recorte fiscal de la ex primera ministra británica, Liz Truss, las entidades de crédito retiraron unos 1.700 productos hipotecarios en una semana, antes de reintroducirlos con tipos entre uno y dos puntos porcentuales más altos. Esto perjudicará a los prestatarios.

Los valores de los inmuebles comerciales, como las oficinas, también cayeron, más de un 13% de media en 2022, según el índice mensual de CBRE.

El nerviosismo de los inversores y los intentos de retirar dinero llevaron a BlackRock, M&G y otras firmas a dejar en suspenso algunas retiradas de fondos inmobiliarios. Unos 15.000 millones de libras en activos están en el limbo.

Jackie Bowie, de la empresa de gestión de riesgos Chatham Financial, dijo que los bancos se enfrentan a tener que inyectar más dinero en inversiones inmobiliarias de alto coste.

En Alemania, la situación es similar. Su mayor banco, Deutsche Bank, se está beneficiando de la subida de tipos, esperándose que registre un décimo trimestre consecutivo de beneficios, la racha más larga en al menos una década.

Los analistas esperan que los mayores beneficios procedan de sus divisiones corporativa y minorista, que se benefician de unos tipos de interés más altos, aunque los ingresos de su banco de inversión mundial probablemente disminuirán por una caída en la negociación.

Pero las amenazas persisten. Los bancos de Alemania y Austria se han mostrado especialmente activos en el sector inmobiliario comercial, según la Autoridad Bancaria Europea, que analizó los más de 1,3 billones de euros de préstamos inmobiliarios comerciales en toda la Unión Europea.

El regulador financiero alemán, BaFin, advirtió recientemente de que una rápida subida de los tipos de interés podría afectar a algunos bancos y que los préstamos podrían deteriorarse.

También es improbable que las operaciones de fusiones y salidas a bolsa salve a los bancos, ya que el volumen de grandes operaciones se está desplomando, lo que provocó una ronda de despidos en Wall Street.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Google lanza el modelo de IA 'Gemini', entrenado para comportarse como los humanos, que competirá con ChatGPT

Maratoniana negociación aún sin acuerdo para la ley de Inteligencia Artificial de la UE

"Tenemos que hablar, Elon": respondió el presidente electo de Argentina, Javier Milei, tras recibir apoyo de Musk