Última hora

Última hora

Orbán, el "chico malo" del Partido Popular Europeo

Leyendo ahora:

Orbán, el "chico malo" del Partido Popular Europeo

Orbán, el "chico malo" del Partido Popular Europeo
Tamaño de texto Aa Aa

El partido del primer ministro húngaro Viktor Orbán sigue creando tensiones en la familia política conservadora, el Partido Popular Europeo.

En el congreso que celebra Helsinki, se han multiplican las voces que piden su expulsión.

Por el momento, el grupo más grande del Parlamento Europeo se ha limitado ha adoptar una resolución de emergencia en la que exige "el respeto de los valores y libertades fundamentales de la Unión, actualmente en peligro".

La resolución no menciona a Hungría, pero quedaba meridianamente claro que está entre los destinatarios.

Esta fue la respuesta de Orbán, que también estaba en Helsinki. "Restauremos la unidad del Partido Popular Europeo. Desconfiemos de aquellos que en aras de sus intereses personales, dividen la familia del Partido Popular Europeo con acusaciones socialistas y liberales. Por el bien de la victoria, volvamos a nuestras raíces espirituales y proclamemos el resurgir de la democracia cristiana".

El canciller austriaco, Sebastian Kurz, dijo por su parte que los valores de la UE son sagrados, independientemente del partido al que pertenezca el jefe del gobierno.

Y el conservador europeo Joseph Daul describió a Orbán como "el chico malo" que hay en cada familia y es mejor mantener cerca.

Donald Tusk, el presidente del Consejo Europeo, se expresó así: "Si estás en contra del estado de derecho y de la independencia del poder judicial, no eres un demócrata cristiano. Si no te gusta la libertad de la prensa, si toleras la xenofobia, la homofobia, el nacionalismo y el antisemitismo, entonces no eres un demócrata cristiano".

Según el reglamento del Partido Popular, se puede considerar la expulsión de una formación cuando siete miembros de cinco países diferentes solicitan una votación.