Última hora

Última hora

Un cardenal admite la destrucción de archivos de los abusos a menores

Un cardenal admite la destrucción de archivos de los abusos a menores
Tamaño de texto Aa Aa

"Coraje para decir la verdad y sabiduría para reconocer en qué hemos pecado".

El "mea culpa" del papa Francisco y de la jerarquía de la Iglesia católica por los múltiples casos de pederastia conocidos, ha centrado la tercera jornada de la histórica cumbre del Vaticano.

Más allá de los rezos y plegarias, un cardenal ha admitido la destrucción de pruebas de los abusos.

"Los expedientes que podían haber documentado los hechos y poner nombre y apellidos a sus responsables fueron destruidos o incluso no llegaron a abrirse. En vez de actuar contra los autores, se actuó contra las víctimas a las que se impuso el silencio. Deliberadamente, los procedimientos y mecanismos estipulados para la persecución de estos delitos no sólo no se siguieron sino que se cancelaron o anularon", ha dicho el presidente de la Conferencia Episcopal de Alemania, el cardenal Reinhard Marx.

Mientras, un grupo de unos 300 supervivientes y víctimas de los abusos cometidos por clérigos pederastas se han manifestado en las calles.

Coincidiendo con la penúltima jornada de la cumbre del Vaticano contra la pederastia han denunciado décadas de silencio y encubrimiento por parte de la Iglesia católica.