Última hora
This content is not available in your region

La energía solar tiende puentes entre Serbia y Croacia

La energía solar tiende puentes entre Serbia y Croacia
Tamaño de texto Aa Aa

El jardín de infancia municipal de Belisce, Croacia, se prepara para pasar el invierno... en el calor. El edificio se calienta desde hace unos meses, gracias a paneles solares, instalados en el marco del proyecto europeo R-Sol-E, apoyado por la Política de Cohesión de la UE. El objetivo es ahorrar energía.

"Ha pasado un año desde que empezamos a utilizar estos paneles solares. Llevamos registrando el consumo de electricidad y agua desde enero. Las facturas muestran que hemos ahorrado en electricidad, gas y agua", celebra el director de la guardería Zdenko Glasovac.

En total, hay cinco estaciones solares en Belisce, una ciudad de 10.000 habitantes, y una en la ciudad vecina de Gorjani, con alrededor de 100 habitantes, todas ellas situadas en edificios públicos. Producen 200.000 kilovatios de energía renovable al año.

La ciudad de Novi Sad, de 350.000 habitantes, en Serbia, está participando en el mismo proyecto de energía limpia para los servicios públicos. El proyecto también pretende reunir a dos antiguos enemigos, Croacia y Serbia: las tres ciudades comparten datos sobre su consumo y ahorro de energía.

La jefa del proyecto en Croacia, Ljerka Vuckovic, explica que "ya sea en el ámbito de la protección de las energías renovables o del medio ambiente, o en el de la mejora de nuestra oferta turística, siempre hay puntos en común. Y creo que estos programas basados en la cooperación transfronteriza nos permiten encontrar temas comunes sobre los que construir puentes. No para volver atrás, sino para mirar hacia el futuro".

El presupuesto total para el proyecto es de 1.010.153 €, de los cuales 858.630 € proceden de la Política de Cohesión de la UE, a través del programa "Interreg IPA CTF Croacia - Serbia" para el período 2014-2020. El resultado es un ahorro energético de más del 60%, lo que supone un ahorro de 30.000 euros al año para las 3 ciudades.

A dos horas al este, en la ciudad serbia de Novi Sad, este proyecto ha permitido cartografiar el alumbrado público de la ciudad para hacer más eficiente la red. En total y para todos son 32.000 luminarias públicas, de las cuales 22.000 son totalmente nuevas. La factura energética del ayuntamiento se ha reducido en un 80%, en parte gracias a los faroles alimentados por paneles solares.

Para señalar problemas potenciales y reemplazar lámparas hace 5 años crearon una "base de datos" abierta al público y disponible en línea. Abarca Novi Sad y 13 ciudades de los alrededores. La Universidad de Novi Sad les ayudó en este proyecto ya finalizado, y cada poste de luz tiene un número de identificación. Si hay algunos que tienen problemas, intervienen muy rápidamente para repararlos.

"La ciudad de Novi Sad ha instalado 100 farolas eficientes en las diferentes localidades de la ciudad y sus alrededores, en lugares donde no había posibilidad de contar con el alumbrado de la red de distribución de electricidad", cuenta la jefa del proyecto en Serbia, Zorica Ninic Stupar. El proyecto se inspiró en lo que se ha hecho en otras ciudades europeas como Gussing y Graz en Austria.

Estas farolas están equipadas con sensores: Cuando oscurece, se encienden cuando en cuanto alguien se acerca, y se apagan cuando la persona se va.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.