Última hora
This content is not available in your region

¡Qué bien te conservas! Recogen un envase de yogurt de 1976 casi intacto en una playa de Alicante

Ni la tinta ha perdido. Apenas unos rasguños
Ni la tinta ha perdido. Apenas unos rasguños   -   Derechos de autor  Maite Mompó
Tamaño de texto Aa Aa

Quién sabe cuanto tiempo llevaba flotando en el mar, o qué países ha visitado, pero qué poco ha cambiado desde que se fabricó este envase de yogur de 44 años de edad. No ha perdido ni la tinta. Una muestra del insidioso problema de la contaminación por plásticos que sufren los océanos y en especial el Mar Mediterráneo.

La activista ecologista española Maite Mompó estaba recogiendo basura en su playa de les Deveses, en Dénia (Alicante), cuando se encontró el bote de yogur entre la poseidonia.

Al principio no le dio importancia, otro plástico más... Pero después se dio cuenta de su 'edad'. "El dos de enero me fui con mi bolsa, tengo una bolsa especial para limpiar playas, y cuando estaba limpando me lo encontré. El problema es que cuando encontramos plástico nunca sabemos la edad que tiene... Excepto cuando pasan cosas así, que lo pone en el bote".

Le sorprendió ver el logotipo intacto. Hacía muchos años que no veía un yogurt de la marca Yoplait en los supermercados en España (la firma cesó su actividad en España en 2001). "Cuando éramos pequeños había muchos, pero hacía tantos años que le di la vuelta al bote y vi lo de las olimpiadas de Montreal de 1976".

Maite Mompó
Más claro, imposible. Producido en 1976 (o antes).Maite Mompó

Mompó tiene una página en Facebook para animar a la gente a que limpie las playas cuando las visite, mostrando el ejemplo.

2 DE ENERO DE 2020: UN BOTE DE YOGURT YOPLAIT DE 1976 LLEGA A LA COSTA DE DÉNIA. Después de 44 años dando tumbos por el...

Publiée par Mójate sur Vendredi 3 janvier 2020

Los desechos plásticos son uno de los problemas medioambientales más graves a los que se enfrenta la humanidad, junto con el cambio climático.

Una buena parte de ellos acaba en los Océanos, descomponiéndose hasta convertirse en los temidos microplásticos que ya están presentes en la cadena alimentaria... Y en las zonas más remotas del Planeta como el Ártico y la Antártida. Este bote de yogur muestra hasta qué punto es resistente el plástico de "usar y tirar" antes de degradarse.

Por su situación geográfica y la gran densidad de población que habita sus orillas, el Mediterráneo es el mar más afectado por la concentración de plásticos.

El informe "Mar de Plástico" de la Fundación Aquae y WWF calculaba el año pasado que el 95% de los residuos del Mediterráneo son plásticos. En el resto de océanos la proporción es del 80%.

El informe reveló que España es el segundo país que más plásticos vierte al Mediterráneo después de Turquía. Barcelona es una de las peores ciudades.

Aun así, Europa no es el peor alumno a nivel global. Asia es el Continente que más plásticos tira a los océanos y le siguen África, las Américas, Europa y Oceanía.

Por tipo de objetos, los más abundantes en los océanos son los envoltorios y envases de alimentos, los tapones de botella, las botellas y las bolsas de plástico.