Última hora
This content is not available in your region

Desescalada | La zozobra de bares y restaurantes en Europa

euronews_icons_loading
Desescalada | La zozobra de bares y restaurantes en Europa
Derechos de autor  Pavel Golovkin/Copyright 2020 The Associated Press. All rights reserved
Tamaño de texto Aa Aa

Desescalada no es sinónimo de empleo y mucho menos en el sector de la restauración... Antes del confinamiento, Yorgos Sakkas trabajaba en un café de Halandri, un barrio de Atenas. El negocio funcionaba por turnos intensos y daba de comer a su propietario y a sus siete trabajadores. Una estabilidad que se ha esfumado...

"Seguramente habrá menos turnos porque con la mitad del bar abierto o con la mitad de las mesas no hay trabajo para un equipo de siete personas. Me imagino que compartiremos los turnos y todos pondremos de nuestra parte para poder arreglárnoslas", explica.

La desescalada tampoco ha despejado el cielo para el sector de la restauración en Francia. La reapertura de pequeños negocios a partir del 11 de mayo no incluye a bares y restaurantes, que tendrán que esperan a otra fase. Muchos propietarios dan por hecho que sufrirán una sangría de caja y tendrán que reducir el personal:

"Estoy listo para implementar todas las medidas necesarias. Porque quiero trabajar, que la vida se reanude. Haré todo lo que pueda para devolver la vida a mi restaurante. Soy plenamente consciente de que tendremos un 40%, 50% menos de negocios. Reduciremos el número de empleados", sentencia Christian Etchebest, propietario de un restaurante y chef de 'La Cantine du Troquet.

En España, donde hay más de 300.000 bares y restaurantes, se prevé una auténtica hecatombe laboral. En la fase uno de la desescalada, solo podrán tener un tercio de su aforo habitual y muchos que dependen del turismo, un sector que tardará mucho tiempo en salir de la sala de reanimación, tendrán que cerrar.

"Si hacemos bien las cosas por parte de las autoridades para proteger el sector de la hostelería, ya podemos prever un cierre del 25% de los bares y restaurantes de Barcelona en los próximos 12 meses, hasta que se recupere el turismo, lo que no podemos esperar en su totalidad hasta la Semana Santa de 2021 en el mejor de los casos", augura Roger Pallarols, director de la Asociación de Restaurantes de Barcelona.

En Bélgica, donde bares y restaurantes seguirán cerrados hasta por lo menos el ocho de junio, el desastre se extiende incluso a los productores de patatas, que solían surtir en grandes cantidades a estos establecimientos. Por este motivo se ha lanzado una campaña a nivel nacional invitando consumir patatas fritas en casa dos días a la semana en lugar de uno.