Última hora
This content is not available in your region

La violación de una niña indígena por militares conmociona Colombia

euronews_icons_loading
La violación de una niña indígena por militares conmociona Colombia
Derechos de autor  AFP
Tamaño de texto Aa Aa

En Colombia, la presunta violación de una niña indígena por un grupo de ocho militares ha provocado el repudio unánime de la sociedad, una semana después de que el país aprobara la cadena perpetua para los asesinos y violadores de niños.

La niña, de doce años, fue supuestamente secuestrada y violada en Santa Cecilia, en el departamento de Risaralda. Según la Organización Nacional Indígena, que hizo público el caso, la pequeña fue retenida toda la noche.

Los implicados son ocho reclutas de entre 18 y 22 años, que prestaban el servicio militar obligatorio en el Batallón San Mateo.

Este caso se produce una semana después de que el Senado colombiano aprobara la cadena perpetua para los violadores y asesinos de niños. El presidente Iván Duque ha dicho que "si toca inaugurar la cadena perpetua" con estos soldados, se hará.

"Frente a este caso que me duele y me conmueve le he pedido al ministro de Defensa que contribuya con todo los que se requiera a la Fiscalía General de la Nación para establecer responsabilidades -dijo el mandatario-. Y lo reitero, si nos toca inaugurar la cadena perpetua con ellos (los militares) lo haremos con ellos."

Este escándalo es el último de los que ha protagonizado recientemente el Ejército colombiano, implicado, entre otros casos, en un espionaje masivo de periodistas y defensores de derechos humanos. También se ha acusado a oficiales de corrupción, incluida la venta de armas a narcotraficantes y disidentes de las FARC.

Muchas voces se alzan ahora para que no haya impunidad. La presunta violación de la niña indígena ha servido además para rememorar un grave problema, el uso histórico que los grupos armados han hecho de la violencia sexual como arma de guerra.