Última hora
This content is not available in your region

Los incendios en el Ártico de este 2020 baten el récord histórico de emisiones de carbono

Incendio en el Ártico (Lat: 66,5 Lng: 121,6) el 29 de agosto.
Incendio en el Ártico (Lat: 66,5 Lng: 121,6) el 29 de agosto.   -   Derechos de autor  Unión Europea. Copernicus Sentinel 2. Procesado por Annamaria Luongo - SpaceTec Partners
Tamaño de texto Aa Aa

Aunque esta temporada los incendios en el Círculo Polar Ártico han tenido algo menos de publicidad que en 2019, sin duda por la preocupación global en torno a la pandemia de Covid-19, los de 2020 han sido los más intensos desde que existen registros por satélite.

Según los cálculos del Servicio para la Vigilancia de la Atmósfera de la agencia europea Copernicus los incendios en el Círculo Polar Ártico de 2020 han emitido un 30% más de CO2 que en 2019, que era el año más intenso hasta la fecha. En lo que va de temporada se han emitido 244 megatoneladas de dióxido de carbono frente a las 181 megatoneladas que emitieron en la temporada 2019.

La mayoría de incendios tienen lugar en zonas remotas y uno de los métodos para evaluar su tamaño son las mediciones por satélite, capaces de estimar las emisiones de carbono generadas por los incendios o las radiaciones que emiten.

Estas son medidas independientes de la superficie quemada o del número de focos detectados.

Los registros se recogen desde el año 2003 y son claramente los más abultados hasta la fecha.

Unión Europea. Copernicus - Servicio de Vigilancia de la Atmósfera. Mark Parrington
Emisiones anuales de CO2 de los incendios en el Círculo Polar ÁrticoUnión Europea. Copernicus - Servicio de Vigilancia de la Atmósfera. Mark Parrington

La radiación emitida por los incendios de este 2020 también es muy superior a la de la temporada 2019, y estratosférica comparada con la media desde 2003.

Unión Europea. Copernicus - Servicio de Vigilancia de la Atmósfera. Mark Parrington
Radiación emitida por los incendios en el Círculo Polar Ártico en 2020 (rojo), 2019 (amarillo) y media histórica (gris).Unión Europea. Copernicus - Servicio de Vigilancia de la Atmósfera. Mark Parrington

La República siberiana de Sakha es la región más afectada con millones de hectáreas abrasadas por incendios casi un 50% más intensos que los del año pasado.

Además tanto la República de Sakha como Chuktota siguen ardiendo en estos momentos, a pesar de que la temporada de incendios típica termina a principios de agosto.

Sin ir más lejos este 31 de agosto el experto Pierre Markuse obtenía otra impresionante imagen en la República de Sakha, de 47 kilómetros de ancho.

Contiene datos modificados del Copernicus Sentinel [2020], procesados por Pierre Markuse
Incendio en la República de Sakha el 31 de agosto de 2020.Contiene datos modificados del Copernicus Sentinel [2020], procesados por Pierre Markuse

Mark Parrington, científico principal y experto en incendios forestales de CAMS, comenta: "Los incendios del Ártico que arden desde mediados de junio con gran actividad ya han batido el récord de 2019 en términos de escala e intensidad, como se refleja en las emisiones estimadas de CO2. Sabemos por los datos climáticos proporcionados por nuestro servicio paralelo en el ECMWF, el Servicio de Cambio Climático de Copérnico (C3S), que las condiciones más cálidas y secas han vuelto a prevalecer este verano".

Siberia está experimentando una temporada excepcionalmente cálida y seca desde principios de año, que ha favorecido los incendios de regiones de bosque, tundra e incluso el permafrost.

En junio la localidad de Verkhoyansk alcanzó los 38º C, que podría convertirse en el récord absoluto de calor para el Círculo Polar Ártico.

Los científicos advierten que el permafrost puede arder "en silencio" durante todo el año, a pesar de la capa de hielo del invierno y reactivarse durante el verano en los bautizados como "incendios zombi" detectados también gracias a las imágenes por satélite.

El derretimiento del permafrost, el suelo helado de las regiones árticas, es un problema grave ya que muchas infraestructuras petroleras de Siberia están construidas sobre él.

En mayo, en Norilsk, se produjo un grave derrame de combustible que los técnicos achacaron en parte al derretimiento del suelo que sostenía el depósito.

El cambio climático favorece que este tipo de condiciones poco habituales se vuelvan cada vez más frecuentes en la región, y a la vez los incendios provocan emisiones que aceleran el cambio climático, en lo que se conoce como el fenómeno de retroalimentación.

El Ártico, que sufre dos veces más los efectos del calentamiento global que el resto del planeta, es una región clave para el equilibrio de las corrientes atmosféricas y marinas. Su calentamiento tiene impactos en el clima de todo el planeta que aún se desconocen en su mayoría.

Análisis de emisiones en Siberia y California

Unión Europea. Copernicus - Servicio de Vigilancia de la Atmósfera. Mark Parrington
Incendios registrados por satélite en la región Ártica en 2020Unión Europea. Copernicus - Servicio de Vigilancia de la Atmósfera. Mark Parrington