Última hora
This content is not available in your region

La conveniencia de prohibir o no prohibir los certificados de virginidad

euronews_icons_loading
La conveniencia de prohibir o no  prohibir los certificados de virginidad
Derechos de autor  يورونيوز
Tamaño de texto Aa Aa

Para demasiadas mujeres, el sueño de casarse puede convertirse en una pesadilla. El mito de la virginidad sigue presente en muchas culturas, especialmente en la comunidad musulmana, aunque no sólo.

En países como Francia, el gobierno se está planteando la posibilidad de prohibir los llamados certificados de virginidad y penalizar a los médicos que los realizan.

Pero, ¿es la mejor solución?

Para Hanan Ben Abdeslam lo importante es sensibilizar, desmitificar la virginidad. Y ella lo hace a través de la educación sexual. "Hablar es importante, porque es un silencio que mata", explica esta comadrona que ejerce en Bélgica. "En algunas famlias, en algunas culturas, la lealtad es muy importante. Y desgraciadamente la lealtad se vive en relación al himen de la mujer. La joven debe respetar las normas y si no lo hace puede ser rechazada por la familia".

El honor de las familias reposa pues en una frágil membrana llamada himen. Y ello a pesar de que científicamente no prueba nada. Algunas mujeres nacen sin y otras lo pierden haciendo deporte.

Pese a ello, algunos ginecólogos practican una intervención quirúrgica que permite su reconstrucción. Aunque reconocen que el tema divide a la profesión.

"Hay dos campos. Tengo colegas que dicen: no, nostros no lo hacemos porque va en contra de los derechos humanos, es un acto de hipocresía, una mentira y no queremos participar. Yo, junto a otros colegas, consideramos que hay que ayudar a estas chicas jóvenes que se ven obligadas a seguir las reglas de su religión. Como médico, estimo que hay que ayudarlas y por eso lo hago", afirma Johan Van Wiemeersch, doctor de la GZA Ziekenhuizen belga.

Pero hay otra cuestión igualmente sensible. ¿Dónde queda el derecho de la mujer a disponer libremente de su cuerpo? ¿Dónde queda la igualdad de género?

Un grupo de eurodiputados ha formulado una pregunta escrita a la Comisión pidiendo la prohibición de los certificados de virginidad a nivel europeo.

"Es un ataque claro y grave contra la diginidad de la mujer, contra su libertad", dice Virginie Joron, eurodiputada francesa del grupo Identidad y Democracia. "Se está pidiendo un examen médico para determinar si ha mantenido relaciones sexuales. Estamos en el 2020, en Europa. Estas prácticas no son compatibles con nuestros valores democráticos y nuestras libertades".

Pero otro problema subyace: si las jóvenes no pueden acudir a un médico, lo harán en los circuitos ilegales, con los riesgos que eso comporta para su salud.