Última hora
This content is not available in your region

Denis Mukwege, premio Nobel de la Paz: "Han aumentado las violaciones de niños en el Congo"

euronews_icons_loading
Denis Mukwege, premio Nobel de la Paz: "Han aumentado las violaciones de niños en el Congo"
Derechos de autor  euronews
Tamaño de texto Aa Aa

El ginecólogo y premio Nobel de la Paz Denis Mukweg**e** es entrevistado en el programa The Global Conversación. Pueden ver la entrevista completa en este vídeo.

Se ha pasado más de veinte años ayudando a víctimas de violencia sexual en la República Democrática del Congo. Ha visto los rincones más siniestros de la ignominia. Su trabajo como médico y activista de Derechos Humanos fue galardonado con los premios Sájarov en 2014 y Nobel de la Paz en 2018.

- Isabel da Silva, Euronews: ¿Cuál ha sido el impacto de la pandemia de Covid 19 en el trabajo del hospital y la Fundación Panzi para brindar servicios médicos y sociales a las mujeres víctimas de violencia sexual?

- Denis Mukwege: El hospital no solo brinda tratamiento médico a las víctimas de violencia sexual, sino una atención que llamamos integral y que incluye cuatro pilares: el médico, el psicológico, el legal y el socioeconómico. Y es este pilar el que ha sufrido mucho durante la pandemia de Covid19, ya que ha habido una ralentización de las actividades económicas.

Así que hoy vemos que todas las mujeres que vivían con pocos fondos en sus actividades generadoras de ingresos, vuelven a pedirnos apoyo de nuevo para poder reiniciar su negocio.

Cuando las mujeres no son autosuficientes económicamente, cuando son muy pobres, también se vuelven más vulnerables a la violencia sexual.

- Euronews: Al haber menos movilidad por la pandemia, ¿ha notado algún cambio en el tipo de casos que llegan al hospital?

- D.M.: Hemos visto en el hospital un aumento de las violaciones de niños. Y eso puede explicarse por el hecho de que los niños, por el momento, no van a la escuela, que los padres están más bien preocupados por poder encontrar la forma de cuidarlos y alimentarlos y que los niños están abandonados a su suerte y están más expuestos a la violación.

Y es cierto que el número de niños tratados durante este período pandémico ha sido mayor de lo habitual.

- Euronews: Usted trabaja contra la impunidad de los delitos de violación como arma de guerra. ¿Por qué aboga por la creación de un tribunal internacional?

- D.M.: Cientos de mujeres fueron violadas en una sola noche, eran violaciones sistemáticas. También hemos visto a muchos niños, bebés, ancianos, incluso hombres que han sido violados.

Hoy se sabe quienes han sido los autores de estos crímenes y quedan impunes. Estos perpetradores son tanto nacionales como extranjeros ya que, en este momento en que les hablo, hay grupos armados extranjeros que siguen cometiendo delitos en la República Democrática del Congo.

Aquí se ha intentado todo: las armas, las negociaciones, los acuerdos de paz pero nada de eso funcionó. Creo que el único elemento que no se ha utilizado es la justicia. Un tribunal internacional para el Congo quizás pueda ocuparse de los "peces gordos", pero también es necesario tener tribunales especializadas mixtos en toda la República. Y nuestro objetivo es que la gente no solo conozca la verdad sino que también pueda decir de todo esto "nunca más".

- Euronews: ¿Y cómo funciona el Fondo Global de Supervivientes que usted creó hace un año para financiar proyectos de apoyo a víctimas de violencia sexual?

- D.M.: Para la atención de las víctimas de violencia sexual, especialmente en el ámbito médico y psicosocial, contamos con el apoyo continuo de la Unión Europea.

Y el objetivo de este Fondo Global es poder subvencionar proyectos de apoyo en los países, porque consideramos que si las mujeres tienen el valor de ir a los tribunales, para presentar una denuncia, no deberían quedar desamparadas si después no encuentran justicia.

Creo que, cuando las mujeres ya han tenido el valor de superar su sufrimiento y de presentar una denuncia, es nuestro deber y el deber de la humanidad ayudarlas a llegar hasta el final. Y llegar hasta el final es ayudar a su curación. A esa curación no se llega sin justicia.

- Euronews: La Unión Europea y la Unión Africana tienen la intención de llevar adelante nuevas alianzas en 2021. ¿Cuáles deberían ser las prioridades en los países más afectados por conflictos y crisis humanitarias como lo es el Congo?

- D.M.: La cooperación al desarrollo en asuntos de interés político común entre Europa y África, una cooperación más amplia en cuestiones migratorias, el cambio climático, la paz y la seguridad, son objetivos nobles.

Allí, creo que el mayor problema hoy es la aplicación práctica, esa es la que sufre.

¿Qué pasa cuando no trabajamos por la paz y la seguridad en África? Los jóvenes no tienen esperanza alguna, los jóvenes tienden más bien a irse a la emigración con todas sus consecuencias, que en África se cifran en una pérdida de talento que es muy importante, pero también a nivel europeo, donde la inmigración entraña un aumento del extremismo, lo que no es buena cosa. Y entre todo eso / está lo que pasa en el Mediterráneo / donde mueren decenas de jóvenes africanos, nada de ello es verdaderamente como para estar orgullosos de nuestra humanidad.

- Euronews: La gente le llama Doctor Milagro, pero usted sigue recibiendo amenazas por su trabajo. ¿Cómo vive usted su día a día?

- D.M.: Esperamos poder seguir haciendo nuestro trabajo de apoyar a las mujeres, pero el futuro lo vemos mucho más sin violaciones. Para nosotros, acabar con esta violencia contra las mujeres sería la culminación de nuestro trabajo, ya que aspiramos a que algún día las mujeres congoleñas puedan ir al campo, a buscar agua o leña y volver sin miedo a ser violadas.