Última hora
This content is not available in your region

Las grandes corporaciones, en el punto de mira de la Unión Europea

euronews_icons_loading
Las grandes corporaciones, en el punto de mira de la Unión Europea
Derechos de autor  VINCENZO PINTO/AFP or licensors
Tamaño de texto Aa Aa

Cada año, se pierden miles de millones de euros de ingresos a causa de los sistemas de planificación fiscal a escala europea. Y con la crisis económica derivada del Covid, este dinero se ha vuelto más necesario que nunca.

El Parlamento Europeo ha creado un nuevo comité consagrado a los Asuntos Fiscales, y las grandes coporaciones están en su punto de mira.

"Todos tienen que pagar la parte que les corresponde, esa es la regla básica. Y en el contexto actual, esta es la injustica básica", explica Paul Tang, eurodiputado holandés del grupo Socialista. "Usted y yo pagamos impuestos, la mayoría de las empresas pagan impuestos, pero algunas grandes corporaciones no lo hacen, incluidas las cinco empresas más grandes del mundo, las empresas tecnológicas estadounidenses".

Las grandes corporaciones, las estadounidenses pero también las europeas, utilizan métodos legales para reducir al mínimo sus contribuciones. Aprovechan las lagunas legales y también el bajo nivel impositivo que algunos Estados miembros ofrecen a las empresas. Este será su primer objetivo.

"Primero hay que abordar la elusión fiscal y algunos de los Estados miembros de la UE están jugando un papel fundamental en esto. Me refiero a Luxemburgo, Irlanda y, por supuesto, a mi país, Países Bajos. El Parlamento Europeo es la única institución que se atreve a nombrar a estos países", añade Tang. "Están ayudando a las empresas y a los más ricos en esta planificación fiscal agresiva".

En la Unión Europea, la pérdida de ingresos fiscales debido a estas prácticas se sitúa entre los 50 mil millones y los 70 mil millones de euros al año.

Pero siempre ha habido una gran resistencia por parte de los Estados miembros en todo lo que se refiere a la integración fiscal, incluso si es necesaria, tal y como explica este experto.

"Los Estados miembros se han comprometido a facilitar la integración económica.Y no puede existir una política económica común sin una política fiscal común y una política corporativa fiscal común", afirma Edoardo Traversa, Profesor de la Universidad Católica de Lovaina. "Tenemos que avanzar en la integración fiscal de la UE para, tal vez un día, llegar a tener un impuesto corporativo único común".

Pero este no es el único agujero negro. Las empresas con un modelo de negocio digital están pagando de promedio la mitad respecto a las empresas tradicionales.

Europa necesita pues modernizar urgentemente su sistema fiscal para adaptarlo a la economía digital, ya que sus reglas han quedado obsoletas y no permiten gravar a las empresas digitales con poca presencia física.