Última hora
This content is not available in your region

Cientos de turistas británicos escapan por la noche de la cuarentena en una estación de esquí suiza

Los 200 turistas huyeron en secreto del complejo de lujo después de descubrir que tendrían que estar en cuarentena durante 10 días.
Los 200 turistas huyeron en secreto del complejo de lujo después de descubrir que tendrían que estar en cuarentena durante 10 días.   -   Derechos de autor  Jean-Christophe Bott/AP
Tamaño de texto Aa Aa

Cientos de turistas británicos han huido de una estación de esquí en los Alpes suizos, a pesar de que se les dijo que hicieran una cuarentena debido a la nueva variante del coronavirus, que se ha detectado por primera vez en Reino Unido y se está propagado rápidamente por Europa.

Los 200 británicos, que constituyen alrededor de la mitad de los que se les dijo que se aislaran en la estación de Verbier, se fueron por la noche para tratar de pasar desapercibidos y escapar a las últimas restricciones.

"Muchos de ellos permanecieron en cuarentena durante un día antes de pasar desapercibidos al amparo de la oscuridad", dijo el oficial de comunicaciones local Jean-Marc Sandoz al diario SonntagsZeitung.

Añadió que aún no estaba claro adónde habían ido muchos de ellos, ya que en ese momento no había vuelos entre el Reino Unido y Suiza. Algunos, dijo, habrían cruzado la frontera con Francia.

El Gobierno suizo introdujo recientemente el período de cuarentena de 10 días para cualquiera que haya viajado del Reino Unido a Suiza desde el 14 de diciembre.

Se trata de una respuesta a la nueva variante del COVID-19, que se cree que es mucho más transmisible que el original, y fue la razón de la decisión del Gobierno británico de imponer medidas de confinamiento más estrictas para las Navidades, a pesar de qué en un principio se había planteado restringir las restricciones.

De hotelero a "guardia de prisión"

"Esa fue la peor semana que nuestra comunidad ha experimentado", dijo Sandoz sobre el aislamiento, al que también se refirió un hotelero local cuando comparó su trabajo con el de un guardia de prisión.

Según Sandoz, los hoteleros descubrieron que sus huéspedes habían violado las restricciones después de que no respondieran a las llamadas a sus habitaciones y de que nadie tocara la comida que les dejaban en sus puertas.

Dijo que "no podía culparlos" por haberse ido y que estaba "un poco enfadado con Suiza" ya que los espacios de 20 metros cuadrados eran "insostenibles".

Hasta ahora no se han confirmado casos de la nueva variante en Verbier; sin embargo, se han descubierto en otras partes del país.

Se han encontrado dos casos de la variante que proceden de Reino Unido, junto con otros dos casos de una variante sudafricana, según el Ministerio de Salud suizo.