Última hora
This content is not available in your region

Europa ante la COVID-19 | Desescalada pero sin bajar la guardia

euronews_icons_loading
Autotest PCR
Autotest PCR   -   Derechos de autor  AFP
Tamaño de texto Aa Aa

El Reino Unido se prepara para la desescalada a partir del próximo lunes 12 de abril. Tiendas, gimnasios, zoológicos y peluquerías, abrirán sus puertas, los "pubs" y restaurantes podrán servir comida al aire libre... todo gracias a los más de 31 millones de personas que han sido vacunadas. El primer ministro, Boris Johnson ha hablado de un sistema de semáforos para autorizar los viajes al extranjero.

"No podemos bajar la guardia. Puede haber nuevas oleadas de infecciones en otros países y sabemos lo que puede pasar. Aún no sabemos si el escudo de la vacuna será suficientemente resistentes cuando los casos comiencen a aumentar, y eso, me temo que sucederá. Por eso les pedimos que por favor se vacunen, que se pong an la segunda dosis cuando les toque, y que se hagan la PCR gratuita incluso si no tienen síntomas.", declaró el primer ministro británico, Boris Johnson.

En Grecia, los comercios no esenciales abren en algunas regiones tras dos meses de encierro, pero solo para recoger pedidos previos. Los clientes deberán tomar cita y tendrán un plazo de tres horas para recoger sus pedidos y solo se permitirá una persona por cada 25 metros cuadrados. Los grandes centros comerciales, sin embargo, permanecen cerrados... a la espera del regreso a la normalidad.

"Llevamos tanto tiempo en casa... es normal que todo el mundo quiera salir, relajarse y divertirse. Ya todo parece mejor", decía este joven griego.

En Portugal, las escuelas de secundaria podrán impartir clases, Los museos y las terrazas abren tras dos meses de cierre estricto. Sin embargo, aún se aplican restricciones: solo cuatro personas pueden sentarse juntas en una misma mesa en en terrazas de restaurantes al aire libre.

El surf y otros deportes individuales vuelven a autorizarse desde este lunes. Sin embargo, el Gobierno portugués se reserva la posibilidad de implantar nuevas restricciones cada dos semanas.