Última hora
This content is not available in your region

Afganistán | La crisis migratoria en ciernes divide aún más a la Unión Europea

Access to the comments Comentarios
Por Giorgia Orlandi
euronews_icons_loading
Más de 400.000 afganos han abandona el país desde principios de año y se espera que cientos de miles más lo hagan tras la toma talibán.
Más de 400.000 afganos han abandona el país desde principios de año y se espera que cientos de miles más lo hagan tras la toma talibán.   -   Derechos de autor  AP / Shekib Rahmani
Tamaño de texto Aa Aa

La cuestión no es sólo si lograrán salir del país, sino también cómo. Los afganos intentan huir de su país tras la toma del poder de los talibanes, pero con el acceso al aeropuerto de Kabul bloqueado, decenas de miles se han aventurado a cruzar las fronteras hacia Pakistán o Irán.

La perspectiva de una nueva ola de migrantes ha creado rápidamente divisiones entre los Estados miembros de la UE.

"Todo el mundo quiere irse. Abrir corredores humanitarios no es fácil, ya que implicaría entrar en negociaciones con los talibanes, lo que significa darles reconocimiento político, y muchos países no quieren hacerlo, eso explica que haya posturas diplomáticas contradictorias sobre el tema", explica Francesco Strazzari profesor de Relaciones Internacionales en la Scuola Superiore Sant'Anna, en Italia.

Angela Merkel dijo recientemente que Occidente debería proporcionar ayuda a los países vecinos de Afganistán para ayudarles a hacer frente a la nueva llegada de migrantes.

"Los países de la Unión Europea temen la llamada crisis de los refugiados de 2015. En aquel entonces fortaleció a la extrema derecha y tuvo un "coste" electoral demasiado alto para los líderes demócratas liberales. Ahora los países europeos parecen estar muy divididos sobre el tema, desde Viktor Orbán diciendo que no quiere pagar el precio de los errores cometidos por Estados Unidos, hasta los grupos políticos de extrema derecha en Italia que llevan mucho tiempo polemizando en torno a la migración", concluye Strazzari.

Según el Instituto Italiano de Estudios Políticos Internacionales, más de 70 000 ciudadanos afganos han sido repatriados desde los países europeos. Andrea Prasow, directora adjunta de Human Rights Watch en Washington, ha pedido que suspendan las repatriaciones forzosas a Afganistán.

"Algunas personas han aceptado no deportar a la gente a Afganistán, pero literalmente eso es lo mínimo que podrían hacer. Lo que necesitamos es un compromiso firme para ayudar a las evacuaciones y ayudar a los reasentamientos. El reasentamiento no es una cuestión a corto plazo. La gente huye por el refugio inmediato, pero necesitará un lugar donde vivir eventualmente "

Según informan los medios de comunicación italianos, Italia, que ostenta la presidencia del G20 este año, considera la posibilidad de organizar una cumbre extraordinaria para debatir la actual crisis en Afganistán.

Fuentes adicionales • Adaptado por Blanca Castro