This content is not available in your region

Presidente peruano Castillo designa nueva primera ministra en busca de estabilidad

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Analysis-Peru's Las Bambas standoff tests Castillo's mining reform pledges
Analysis-Peru's Las Bambas standoff tests Castillo's mining reform pledges   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021

(.)

Por Marco Aquino y Marcelo Rochabrun

LIMA, 6 oct -El presidente peruano, Pedro Castillo, designó el miércoles a la exjefa del Congreso y política de izquierda Mirtha Vásquez como primera ministra, en una remoción parcial del gabinete en busca reducir la inestabilidad política tras la renuncia del anterior jefe de ministros a poco más de dos meses de asumir el gobierno.

Castillo ratificó al moderado Pedro Francke como ministro de Economía, pero cambio al titular del Ministerio de Energía y Minas al nombrar a Eduardo González, vinculado a una empresa tecnológica, en reemplazo de Iván Merino.

El mandatario realizó siete cambios en su gabinete de 18 ministros, incluyendo las carteras de Trabajo, Interior, Defensa, Educación, Producción y Cultura. Las designaciones mantienen a Castillo dentro de la izquierda del espectro político, aunque con funcionarios más moderados.

Castillo había aceptado más temprano la dimisión del primer ministro Guido Bellido, un polémico dirigente del partido oficialista Perú Libre de línea marxista, que ganó con un estrecho margen las elecciones presidenciales de junio.

En un breve mensaje, Castillo afirmó que aceptó la dimisión de Bellido “en favor de la gobernabilidad” de la nación.

Tras la designación del nuevo gabinete, el portavoz de Perú Libre en el Congreso, Waldemar Cerrón, dijo que su agrupación no está de acuerdo con el nuevo equipo. “Es una traición a todas las mayorías del país”, afirmó a periodistas.

La renuncia de Bellido ocurre tras enfrentamientos con el Congreso y fuertes críticas de la oposición al ahora exministro, que es investigado por apología al terrorismo por una antigua publicación en Facebook en la que aparece defendiendo a una exrebelde del grupo maoísta Sendero Luminoso.

Bellido, quien era poco conocido antes de asumir al cargo, había manifestado que iba a solicitar un “voto de confianza” en el Congreso en defensa de un ministro, lo que podría haber generado una crisis si era rechazado por los legisladores porque se iba a debilitar la relación del Parlamento con el Gobierno.

“El equilibrio de poderes es el puente entre el estado de derecho y la democracia, debe procurar tranquilidad y cohesión en el gobierno. Tanto la cuestión de confianza, la interpelación y la censura no deberían usarse para crear inestabilidad política”, dijo Castillo en su mensaje televisado.

“Ratificarnos el compromiso de Perú con la inversión privada remarcando la necesidad que ésta opere sin corrupción y con responsabilidad social”, agregó.

La presidenta del Congreso María del Carmen Alva, miembro del partido de derecha Acción Popular, dijo en Twitter que apoyaba la decisión de Castillo de reemplazar a Bellido.

Bellido había dicho en los últimos días que se podrían nacionalizar los recursos de gas natural de Perú, que opera un consorcio liderado por la argentina Pluspetrol, si la compañía no aceptaba renegociar el contrato energético.

“Es momento de poner al Perú por encima de toda ideología y posiciones partidarias aisladas”, dijo Castillo en su discurso.

Bellido había tenido resultados mixtos en la negociación de acuerdos con las comunidades indígenas que habían votado abrumadoramente por Castillo en las recientes elecciones.

El martes Bellido llegó a un acuerdo con una provincia cerca de la enorme mina de cobre Las Bambas, operado por la china MMG Ltd., pero el miércoles, los residentes de un área vecina iniciaron una protesta exigiendo la renuncia del primer ministro.

Se espera que los mercados financieros reaccionen a la noticia el jueves, después de que el nombramiento de Bellido a fines de julio provocó una ampliación de los diferenciales de los bonos y debilitó la moneda. El sol <PEN => perdió cerca de un 7% durante el último trimestre y el miércoles cerró cerca de su mínimo histórico frente al dólar estadounidense.