This content is not available in your region

Nostalgia soviética en Rusia

Access to the comments Comentarios
Por Galina Polonskaya
euronews_icons_loading
Nostalgia soviética en Rusia
Derechos de autor  Alexander Zemlianichenko/AP Photo

Vladimir Krylov sólo tenía un año cuando la Unión Soviética se derrumbó. Pero, cuando era estudiante, se interesó por la ideología comunista y decidió afiliarse al Partido.Vladimir es un firme defensor de las ideas socialistas y considera que el fin de la URSS fue una gran pérdida: "Un estado estable y que funcionaba bien se derrumbó, un país muy grande que poseía un gran potencial, grandes recursos, fue una pérdida muy grande".

"Un estado estable y que funcionaba bien se derrumbó, [...] fue una pérdida muy grande
Vladimir Krylov
Miembro del Partido Comunista y nostálgico de la URSS

Como Vladimir, muchas otras personas en Rusia, especialmente las que pasaron parte de su vida en la URSS, también tienen un buen recuerdo de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviétivas que se derrumbó hace 30 años.

"Pasé mi infancia en la Unión Soviética, me da pena por mis recuerdos, por mi infancia", explicaba una señora ante las cámaras de Euronews en Moscú."Por supuesto que era mejor en la Unión Soviética", cuenta otra.

En Rusia se la ha tildado de "agente extranjero", pero una reciente encuesta del Centro Levada mostraba que la mayoría de los rusos -el 63%- lamenta el colapso de la URSS.

"No se trata de una visión idealizada del pasado, la gente se ha olvidado del déficit, la pobreza, la represión, etc. pero este buen recuerdo es una expresión de la insatisfacción con la situación actual", contaba Lev Gudkov, Director Científico del Centro Levada.

Según los expertos, las principales razones de este lamento por la desaparición de la Unión Soviética se deben a la nostalgia de haber pertenecido a una gran potencia y a un sistema económico unificado.

El copresidente del grupo de Helsinki e Moscú, Vyacheslav Bakhmin, afirma que "toda la política del país está dirigida a glorificar el pasado, el pasado de la Unión Soviética, en el que éramos fuertes, poderosos, estábamos a la altura de otras grandes potencias, y podíamos dictar nuestra posición, y esto se transmite a través de los medios de comunicación que dominan en nuestro país "

En muchas de las antiguas repúblicas soviéticas se ha producido un alejamiento radical del modelo soviético, prohibiéndose la simbología comunista . En Rusia esto está fuera de lugar. Las autoridades aquí dicen que la era soviética es una parte de la historia rusa que no debe ser borrada.