This content is not available in your region

Euronews visita la golpeada ciudad de Mikoláiv y habla con sus habitantes

Access to the comments Comentarios
Por Sérgio Ferreira de Almeida  con Agencia EFE
euronews_icons_loading
La ciudad de Mikoláiv.
La ciudad de Mikoláiv.   -   Derechos de autor  Euronews.

Los ataques de Rusia de este lunes contra Mikoláiv, en el sur de Ucrania, han dejado ya al menos 12 víctimas mortales entre los habitantes.

El equipo de Euronews visitó un barrio residencial de la ciudad para conocer a los ucranianos que resisten el embate ruso.

"Los rusos utilizan bombas de racimo ilegales, la bomba estalla en el cielo y después bombardea con pequeñas bombas de racimo, con pequeños trozos de metal y matan personas a gran escala", dice el alcalde de la ciudad, Oleksander Sénkevich.

Otro ciudadano ucraniano, Dimitri, estuvo a punto perder la vida durante un pasado bombardeo. A los 32 años, y después de haber conseguido llevar a su mujer y a sus dos hijos a Polonia, confiesa que fue la peor experiencia de su vida.

"Eran las 7 de la mañana cuando empezó todo. Empezaron las explosiones, la casa temblaba. Mi primera reacción fue mirar por la ventana, pero me di cuenta de que cuando las ventanas empiezan a temblar, el ataque está muy cerca. Hubo seis explosiones en la parte delantera de la casa. Había partes de proyectiles tirados por ahí. También tirados en el patio trasero. Y cuando miré por la ventana, la gente ya se había dispersado, los coches estaban destrozados, los proyectiles volaban y había partes de proyectiles tiradas por ahí", relata. 

Tan solo en los últimos días, un hospital, un orfanato, 11 guarderías y 12 escuelas fueron atacados en Mikoláiv.

La mayoría de las bombas de racimo que impactaron en la ciudad, procedían de Jersón, una región ucraniana controlada por las tropas rusas.

"Es difícil predecir qué será lo siguiente, con seguridad vemos que se están reagrupando y se están reabasteciendo. Reciben más tropas de Crimea y se agrupan en la región de Jersón, esperamos un nuevo ataque en los próximos días", indica Sénkevich. 

P. ¿Están listos para responder al ataque?

R. "Hemos nacido preparados, seguro que estamos preparados para enfrentarlos"

La agencia Ukrinform había cifrado esta mañana en 10 a los muertos y en 46 a los heridos registrados en la ciudad a consecuencia del ataque, en el que el Ejército ruso utilizó bombas de racimo, de acuerdo con el alcalde, Olexandr Senkevich.

La Convención sobre Municiones en Racimo, en vigor desde 2010, prohíbe el uso de este armamento debido a su impacto indiscriminado entre los civiles, aunque potencias como Rusia, Estados Unidos o China no la han ratificado todavía. La línea de avance de las tropas de Putin está ahora a 30 kilómetros del centro de esta ciudad.

Periodista • Sérgio Ferreira de Almeida