EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

La odisea de cientos de miles de personas en Hungría sin agua corriente

La familia Johann debe ir todos los días a buscar agua a un pozo a cientos de metros
La familia Johann debe ir todos los días a buscar agua a un pozo a cientos de metros Derechos de autor Euronews
Derechos de autor Euronews
Por Ádám Magyar & Euronews en español
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Sacan el agua de pozos públicos, que en invierno pueden congelarse o no tienen agua potable. La familia Johann, a la que se le ha desprendido parte del techo de su casa, nos cuenta sus dificultades.

PUBLICIDAD

Cientos de miles de personas en Hungría viven sin agua corriente. La situación es peor en los barrios de chabolas de la población gitana, que a menudo saca el agua de pozos públicos, empeorando una situación ya difícil.

Ir a buscar agua a un pozo

La familia Johann vive en Tornanádaska, una localidad habitada en su totalidad por miembros de esta etnia. Doce personas conviven en una casa pequeña. Con sus ingresos no siempre tienen suficiente para comprar comida. Aunque su principal problema ahora es que se les ha caído el techo encima.

"Llovió, una tormenta de hielo cayó en el tejado. La lluvia lo abolló, lo arrancó, así que ni siquiera podemos poner a los niños a dormir aquí por ahora", se lamenta la madre de la familia.

El pozo público más cercano de su vivienda está a trecientos metros.

"Nunca ha habido un poco en esta calle del pueblo porque las casas fueron conectadas a las cañerías de agua cuando fueron construidas", explica el reportero de Euronews dám Magyar. "Pero ahora a la mayoría de las familias se les ha desconectado el servicio, por lo que la gente que vive aquí tiene que ir a la otra calle a conseguir agua".

Solo un cubo al día para beber, lavar...

La situación tiene muchos inconvenientes. Se pierde mucho tiempo yendo hasta el pozo, sobre todo si hace mucho frío y el más cercano se congela. La gente aquí bebe mucha menos agua de la que debería, y a menudo la que toman no es potable. Normalmente emplean un cubo de agua por cada miembro de la familia al día, con lo que no se puede hacer mucho. Lavar la ropa resulta muy complicado, sobre todo en invierno.

La importancia del suavizante

"El suavizante de ropa es muy importante aquí, algo que al principio me costó entender", recuerda Anikó Kiss, creadora de la Fundación SZOCSOMA. "Pensaba que en la pobreza somos frugales, no gastamos dinero en suavizante de ropa sino en detergente. Así que cuando recogíamos donativos siempre decía que no queríamos suavizante. Luego me di cuenta de que tenían razón, porque la ropa que ha estado secando durante cinco días, si no se lava bien, olerá mal".

SZOCSOMA, una fundación local, mantiene que si se proporcionara de forma gratuita un metro cúbico de agua por persona al mes, se podrían resolver la mayoría de los problemas. Además, en Tornanádaska la situación va de mal en peor. Hasta hace poco, el pueblo contaba con quince pozos públicos, pero ahora solo hay cinco de donde sacar el agua.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Uno de cada cuatro habitantes del planeta no tiene acceso al agua potable

Sudáfrica | Lograr agua potable mediante un proceso de purificación

Ilaria Salis, candidata a la Eurocámara, es juzgada en Hungría por agresión a neonazis