EventsEventosPodcast
Loader

Encuéntranos

PUBLICIDAD

Georgia se hace con tres oros en el último día de Grand Slam de Judo en Tiflis

Las medallistas de la categoría de menos de 78 kilos posan con sus preseas
Las medallistas de la categoría de menos de 78 kilos posan con sus preseas Derechos de autor (c) Kulumbegashvili Tamara
Derechos de autor (c) Kulumbegashvili Tamara
Por Jose Nunez TenaEuronews en español
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Lasha Bekauri en menos de 90, Ilia Sulamanidze en menos de 100 y Gela Zaalishvili en más de 100 lograron las preseas doradas para su país y llevaron el delirio a la grada.

PUBLICIDAD

El Grand Slam de Judo de Tiflis no pudo concluir mejor para los intereses locales. La tercera y última jornada del campeonato vio colgarse el oro a tres judocas georgianos. La grada, un día más llena hasta la bandera, celebró por todo lo alto el triunfo de los suyos.

El primer georgiano en llevarse el oro fue Lasha Bekauri, vigente campeón olímpico, que se veía las caras con su compatriota Luka Maisuradze, actual campeón de Europa, en la final de menos de 90 kilos. Fue en verdad un combate muy reñido que solo podía ganar uno.

Bekauri recibía su oro de manos del viceministro de Cultura, Deporte y Juventud de Georgia, Ioseb Baghaturia.

"En primer lugar, creo que puedo decir que hoy se ha confirmado que Georgia es el mejor equipo de judo del mundo", decía orgulloso el campeón. "Hoy el himno ha sonado tres veces, en esta fantástica sede y frente a este fantástico público. Felicidades a mis dos amigos. Estoy muy feliz por las tres medallas de oro".

La emoción de Wagner

En menos de 78, Anna Maria Wagner, excampeona del mundo, se impuso a la italiana Alice Bellandi. Sin duda una gran victoria para la alemana, que demuestra que su regreso a la élite no puede ir por mejor camino. Imre Csoz, miembro de la Comisión Deportiva de la Federación Internacional de Judo, entregó las medallas.

"Me sentí muy bien, y grité porque supe en el momento que ese era mi waza-ari", confesaba después, entre lágrimas, una emocionada Wagner. "Y estábamos en punto de oro. Eso significaba mi victoria y mi medalla después de un año".

En menos de 100 kilos, el joven Ilia Sulamanidze, medallista mundial, ponía al público en pie con el que era un nuevo oro para Georgia tras derrotar en la final al mongol Gonchigsuren Batkhuyag. El director de Arbitraje de la FIJ, Armen Bagdasarov, hizo los honores en el podio.

Y gran día también para la siempre competitiva Raz Hershko, de más de 78, que supo utilizar su temible velocidad para hacerse con el oro. En esta ocasión, lo recibió de manos de Faisaal Raguib, miembro de la Comisión Deportiva de la FIJ.

El último combate del día, el de la final de más de 100, enfrentaba al georgiano Gela Zaalishvili con el turco Munir Ertug. Con un movimiento limpio y efectivo, Zaalishvili daba a Georgia el tercer oro del día, llevando a la grada el delirio y a su país a lo más alto. El vicepresidente de la Federación Georgiana de Judo, David Kevkhishvili, fue el encargado de hacer la entrega de preseas.

Los aficionados locales pudieron disfrutar a lo largo de la última jornada de competición de un sorteo, organizado por la Federación Georgiana de Judo, cuyo premio principal era ni más ni menos que un viaje, todo incluido, a los Campeonatos del Mundo de Judo Doha 2023.

Los participantes optaban también a dorsales firmados por sus judokas favoritos, pudiendo incluso conocerlos en persona. En definitiva, una gran fiesta del judo, que se despide ya de Tiflis y viaja a su próxima parada. ¡Nos vemos en Antalya!

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

A Georgia se le escapa el oro en el segundo día de Grand Slam de Judo en Tiflis

Leyendas del judo en Georgia brillan en el cierre del Grand Slam de Tiflis

Segunda jornada del World Judo Tour: adiós a una leyenda georgiana