NewsletterNewsletterEventsEventos
Loader

Find Us

InstagramFlipboardLinkedin
Apple storeGoogle Play store
PUBLICIDAD

Un ministro alemán pide armas nucleares británicas y francesas para proteger Europa

Un misil ruso Iskander-K lanzado durante un ejercicio militar en un campo de entrenamiento en Rusia.
Un misil ruso Iskander-K lanzado durante un ejercicio militar en un campo de entrenamiento en Rusia. Derechos de autor AP/Russian Defense Ministry Press Service
Derechos de autor AP/Russian Defense Ministry Press Service
Por Euronews
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

La creciente amenaza de Rusia y el posible abandono de la OTAN por parte de Estados Unidos suponen un replanteamiento radical de la postura europea en materia de seguridad.

PUBLICIDAD

Un alto ministro alemán ha sugerido que el Reino Unido y Francia podrían desempeñar un papel más importante en el escudo nuclear europeo si Donald Trump gana las elecciones presidenciales estadounidenses de este año, una idea que representaría un importante punto de inflexión en la estrategia de defensa del continente.

Christian Lindner, ministro alemán de Finanzas y líder del Partido Democrático Libre, sostiene en su artículo que la transformación del orden de seguridad mundial significa que las dos potencias nucleares del continente pueden tener un papel mucho más importante que desempeñar si están dispuestas a dar un paso al frente.

"Las fuerzas nucleares estratégicas de Francia y el Reino Unido ya están contribuyendo a la seguridad de nuestra alianza", escribió Lindner, "El presidente francés, Emmanuel Macron, ha hecho varias ofertas de cooperación. Deberíamos entender las recientes declaraciones de Donald Trump como una llamada a repensar aún más este elemento de la seguridad europea bajo el paraguas de la OTAN."

El argumento de Lindner llega poco después de que Trump pronunciara un discurso en el que afirmaba que abandonaría esencialmente a los países de la OTAN que no cumplieran el umbral mínimo de gasto en defensa de la alianza y que incluso daría luz verde a Rusia para atacarlos.

Tanto el Reino Unido como Francia han mantenido durante décadas sistemas de disuasión nuclear, aunque con diferentes enfoques en cuanto a su despliegue y uso. El sistema Trident del Reino Unido, por ejemplo, está basado exclusivamente en submarinos, con uno de los cuatro submarinos nucleares de la flota desplegados en todo momento.

Los misiles de largo alcance que lleva el submarino sólo pueden lanzarse por orden del primer ministro, que figura en una carta que lleva el submarino y que, a su vez, sólo puede abrir la tripulación si el propio Reino Unido sufre un ataque catastrófico. Es prerrogativa del Primer Ministro ordenar que no se disparen las armas.

Francia, por su parte, mantiene una fuerza disuasoria submarina y aérea, la llamada "Fuerza de Disuasión". Se cree que su arsenal de cabezas nucleares es el tercero más grande del mundo, pero según la Asociación para el Control de Armamentos, el protocolo de lanzamiento del país se ha ralentizado deliberadamente y puede tardar hasta varios días.

Una nueva doctrina alemana

El advenimiento de la guerra en Ucrania ha provocado un importante cambio en el pensamiento alemán en materia de defensa, empezando por un esfuerzo más firme de lo esperado para proporcionar al ejército ucraniano munición y material militar.

El paso a una nueva doctrina de seguridad es un tema que Lindner subraya en su artículo de opinión.

"El punto de inflexión en la política de seguridad alemana dura ya dos años", escribió, "y cada vez está más claro que la era posterior al final del conflicto Este-Oeste, que sentó las bases de la seguridad, la estabilidad y la prosperidad de Alemania con sus decisiones en materia de política de seguridad, ha llegado irrevocablemente a su fin".

"Una cosa debe quedarnos clara: no hay vuelta atrás a los caminos de la política de seguridad de los últimos 30 años".

El Ministro de Defensa alemán, Boris Pistorius, habla con combatientes de montaña en la escuela de infantería de la Bundeswehr.
El Ministro de Defensa alemán, Boris Pistorius, habla con combatientes de montaña en la escuela de infantería de la Bundeswehr.Daniel Loeb/(c) Copyright 2023, dpa (www.dpa.de). Alle Rechte vorbehalten

El ministro de Defensa, Boris Pistorius, ya ha pedido que el ejército alemán rompa con décadas de doctrina militar y pase de ser una fuerza defensiva preparada para contribuir al mantenimiento de la paz multilateral a una preparada para la guerra.

También ha advertido de que Rusia podría atacar al menos a un país de la OTAN en los próximos cinco años, en consonancia con un "escenario de ejercicios" alemán filtrado que plantea una guerra rusa total en Europa en los próximos dos años.

El plan prevé lo que ocurriría si Rusia acumulara tropas en Bielorrusia para atacar a uno o varios de los países bálticos, obligando a la OTAN a desplegar hasta 300 000 efectivos de sus miembros en Europa oriental a principios de 2025.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Los líderes europeos buscan blindarse ante el posible regreso de Donald Trump

"Imprudente": La amenaza de Trump a los aliados de la OTAN desata una feroz reacción en Europa

Polonia solicita formalmente permiso a Alemania para enviar tanques "Leopard 2" a Ucrania