Las olas de calor baten récords: los científicos advierten sobre los países con mayor riesgo

Una mujer se refresca en una fuente pública del Castillo Sforza, en Milán, Italia.
Una mujer se refresca en una fuente pública del Castillo Sforza, en Milán, Italia.   -  Derechos de autor  P Photo/Luca Bruno
Por Rosie Frost

Los científicos advierten que las regiones menos preparadas son las más expuestas a los efectos de las temperaturas abrasadoras. Los extremos de calor combinados con la vulnerabilidad socioeconómica ponen en peligro a determinados lugares; Afganistán y Centroamérica, de las regiones más amenazadas.

Los científicos advierten que las regiones menos preparadas del mundo son las más expuestas a los efectos devastadores de las temperaturas abrasadoras.

Investigadores de la Universidad de Bristol han demostrado que los extremos de calor sin precedentes, combinados con la vulnerabilidad socioeconómica, ponen en peligro a determinados lugares. Afganistán y Centroamérica figuran entre las regiones más amenazadas.

Pekín y Europa Central también figuraban en la lista de puntos calientes por olas de calor. Según los investigadores, si en estas zonas densamente pobladas se alcanzaran temperaturas récord, millones de personas se verían perjudicadas.

El calor extremo puede generarse en cualquier parte, según los científicos

Los científicos han utilizado datos y modelos climáticos para determinar en qué lugares del mundo es más probable que se batan récords de temperatura, y cuáles son las comunidades más amenazadas por el calor extremo.

En los estudios se descubrió que en el 31 % de las regiones analizadas, entre 1959 y 2021 se produjeron "extremos estadísticamente inverosímiles".

No había un patrón particular para saber dónde se producían estas anomalías de temperatura. Esto significa que estos extremos, con récords que rompen márgenes que parecen imposibles hasta que se producen, podrían ocurrir en cualquier lugar.

En este estudio, demostramos que tales récords de olas de calor podrían producirse en cualquier lugar.
Dann Mitchell
Co-autor del estudio

"Hemos visto cómo algunas de las olas de calor más inesperadas del mundo, provocaban decenas de miles de muertes relacionadas con el calor", afirma Dann Mitchell, coautor del estudio y catedrático de Ciencias Atmosféricas del Instituto Cabot de Medio Ambiente de la Universidad de Bristol.

"En este estudio, demostramos que estos fenómenos que baten récords pueden ocurrir en cualquier parte", señaló.

Los investigadores también afirman que los países que aún no han sufrido las olas de calor más intensas son especialmente susceptibles de sufrir daños. A menudo, las medidas de adaptación se introducen sólo cuando ya se han generado los peores efectos.

El crecimiento de la población y la escasez de servicios sanitarios y energéticos también aumentan los riesgos.

Castel Franck/ABACA via Reuters Connect
Los investigadores afirman que las olas de calor extremas pueden producirse en cualquier parte del mundo.Castel Franck/ABACA via Reuters Connect

¿En qué partes del mundo hay más riesgo de calor extremo?

A pesar del énfasis en la ‘ubicuidad’ de estos fenómenos, algunas partes del mundo se enfrentan a un mayor riesgo de calor extremo.

Afganistán, que según el estudio es "uno de los países menos desarrollados del mundo", es especialmente preocupante. Aunque la región suele tener veranos calurosos, un fenómeno meteorológico anormal podría hacer que las temperaturas se acercaran a los límites del cuerpo humano. El fuerte crecimiento demográfico previsto también agrava los riesgos potenciales derivados del aumento de las temperaturas.

En Centroamérica, los autores del estudio también destacaron a Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá. El calor extremo en estos países podría ubicarse muy por encima de todo lo que se ha experimentado antes; esto dificulta su adaptación a las temperaturas máximas que se pueden presentar en el futuro.

Alemania, Bélgica y los Países Bajos también están a punto de sufrir una ola de calor récord, y la densidad de población los pone en peligro. Sin embargo, como naciones desarrolladas, es mucho más probable que cuenten con planes para mitigar los riesgos.

Las regiones de riesgo necesitan planes de acción contra las olas de calor

Los científicos de la Universidad de Bristol piden a los responsables políticos de estas regiones de riesgo que elaboren planes de acción para reducir el riesgo de muertes, y otros daños asociados a los fenómenos climáticos extremos.

"Como las olas de calor son cada vez más frecuentes, tenemos que estar mejor preparados", afirma la Dra. Vikki Thompson, autora principal del estudio, y científica del clima.

Como las olas de calor son cada vez más frecuentes, debemos estar mejor preparados.
Dr Vikki Thompson
Autora principal y científica del clima

Esto significa mejorar nuestra comprensión de cuáles son las comunidades que no están preparadas para los extremos climáticos y cómo priorizar la mitigación en las regiones más vulnerables. A medida que el cambio climático aumenta la frecuencia, intensidad y duración de las olas de calor, pueden producirse miles de muertes más en todo el mundo.

"Algunas de estas regiones tienen una población en rápido crecimiento, otras son países en vías de desarrollo y otras, ya son muy calurosas", añade Thompson.

"Tenemos que preguntarnos si los planes de acción contra el calor para estas zonas son suficientes", concluye.

Fuentes adicionales • Angélica Parra Hernández (Traducción y texto en español)

Noticias relacionadas