Von der Leyen anuncia la retirada de la polémica ley de pesticidas europea, la primera derrota del Pacto Verde

Ursula von der Leyen hizo el anuncio al dirigirse a los diputados del Parlamento Europeo el martes por la mañana.
Ursula von der Leyen hizo el anuncio al dirigirse a los diputados del Parlamento Europeo el martes por la mañana. Derechos de autor European Union, 2024.
Por Jorge LiboreiroGerardo Fortuna & Aïda Sanchez Alonso
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Ursula von der Leyen anunció el martes la retirada de una polémica ley que pretendía reducir el uso de pesticidas en toda la Unión Europea, lo que supone la primera derrota del Pacto Verde.

PUBLICIDAD

El llamado Reglamento de Uso Sostenible de los Pesticidas (SUR) se presentó por primera vez en junio de 2022 con el ambicioso objetivo de reducir a la mitad el uso de plaguicidas para 2030. También preveía la prohibición total de estos productos en zonas sensibles, como los espacios verdes urbanos y las áreas Natura 2000, y promovía la adopción de alternativas de bajo riesgo.

La propuesta fue controvertida desde su inicio y se convirtió en objeto de una feroz presión por parte del sector agrícola. El año pasado fue rechazado por el Parlamento Europeo con 299 votos a favor, 207 en contra y 121 abstenciones, y estaba estancada en las negociaciones entre los Estados miembros. Lo que indica que estaba ya herida de muerte.

"La Comisión propuso SUR, con el digno objetivo de reducir los riesgos de los productos fitosanitarios químicos", ha asegurado Von der Leyen, en un discurso ante el Parlamento Europeo en Estrasburgo. "La propuesta SUR se ha convertido en un símbolo de polarización. Ha sido rechazada por el Parlamento Europeo. En el Consejo tampoco hay avances. Por eso propondré al Colegio de Comisarios que retire esta propuesta", ha anunciado la presidenta por sorpresa.

La ira en el sector agrícola comunitario y la oposición de los partidos de derecha

La decisión de Ursula von der Leyen llega en medio de una creciente oposición de la derecha contra el Pacto Verde Europeo y de protestas generalizadas de agricultores furiosos que, entre otras quejas, denuncian la carga que supone la normativa medioambiental.

El movimiento contestatario llegó a Bruselas la semana pasada durante una cumbre europea. Y a pesar de que la protesta tuvo lugar a un kilómetro de la cumbre, Von der Leyen, junto con los primeros ministros de Bélgica y los Países Bajos, asistió a una reunión improvisada con representantes del sector agrario nada más terminar la cumbre.

Durante su discurso de este martes por la mañana, la presidenta de la Comisión ha hablado largo y tendido sobre los agricultores, afirmando que "merecen ser escuchados" mientras se enfrentan a los estragos del cambio climático, la invasión rusa de Ucrania y la crisis del coste de la vida.

Pero ha insistido en que el sector, responsable de más del 10% de las emisiones de gases de efecto invernadero del bloque y fuertemente subvencionado a través del presupuesto de la UE, necesita una transición hacia un "modelo de producción más sostenible".

"Solamente si nuestros agricultores pueden vivir de la tierra invertirán en el futuro. Solamente si alcanzamos juntos nuestros objetivos climáticos y medioambientales, los agricultores podrán seguir ganándose la vida", ha asegurado la presidenta de la Comisión.

"Nuestros agricultores son muy conscientes de ello. Deberíamos confiar más en ellos", ha dicho la presidenta.

Los plazos para la retirada de una ley muy controvertida en la Unión Europea

La retirada de la propuesta de ley no es inmediata y aún debe ser ratificada por el Colegio de Comisarios, proceso que se espera concluya en las próximas semanas.

A pesar de la noticia, Ursula Von der Leyen ha subrayado que el tema de la regulación de los pesticidas seguirá en la agenda y podría ser objeto de una "nueva propuesta mucho más madura", pero debido al apretado calendario impuesto por las próximas elecciones al Parlamento Europeo, el nuevo borrador será tarea de la próxima Comisión.

"Por supuesto, el tema se mantiene y para avanzar se necesita más diálogo y un enfoque diferente", ha dicho Ursula von der Leyen a los eurodiputados.

La muerte legislativa del Reglamento de Uso Sostenible cierra el libro de "De la Granja a la Mesa", una estrategia en varias partes presentada en mayo de 2020 que fijaba el objetivo de hacer más sanos y sostenibles los sistemas alimentarios europeos.

Bajo la presión de conservadores y grupos de presión, la estrategia se fue diluyendo y reduciendo a la mínima expresión. El año pasado, la Comisión decidió renunciar a la Ley del Sistema Alimentario Sostenible, que debía constituir la espina dorsal de la emblemática política alimentaria del bloque. En su lugar, el ejecutivo optó por lanzar un diálogo estratégico sobre agricultura en un intento de disminuir la creciente polarización del sector.

El equipo de Von der Leyen no presentó otros proyectos legislativos relacionados con la agricultura, como las nuevas normas sobre el bienestar de los animales de granja y el etiquetado nutricional de los alimentos en toda la UE, ambos percibidos como muy divisivos.

Una decisión celebrada por los principales organismos del sector agrícola

COPA-COGECA, la principal organización de agricultores en Bruselas, ha celebrado la desaparición de la ley de pesticidas, afirmando que "esta propuesta 'verticalista', derivada de la lógica 'De la Granja a la Mesa', estaba mal diseñada, mal evaluada, mal financiada y ofrecía pocas alternativas a los agricultores", y ha pedido soluciones "realistas".

El primer ministro de Bélgica, Alexander De Croo, que anteriormente había pedido una "pausa" en la normativa medioambiental, también ha celebrado la retirada. Es "crucial que mantengamos a nuestros agricultores con nosotros hacia un futuro más sostenible de la agricultura, como parte de nuestra determinación para conseguir el Pacto Verde", ha dicho De Croo en las redes sociales.

Las organizaciones ecologistas han criticado la decisión y han advertido de que los peligrosos efectos causados por los pesticidas debían abordarse mediante objetivos de reducción legalmente vinculantes.

PUBLICIDAD

"Traducción = los agricultores seguirán siendo envenenados y la naturaleza degradada, mientras la industria de los pesticidas cosecha enormes beneficios", ha asegurado Amigos de la Tierra. "No podemos permitirnos dejar sin resolver el problema de los plaguicidas. Necesitamos soluciones reales ahora para apoyar a los agricultores en la transición hacia el abandono de los productos químicos tóxicos".

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Von der Leyen elogia a los agricultores y promete medidas para apaciguar las protestas

La UE se ve obligada a aplacar la ira de los agricultores que protestan en toda Europa

Zelenski sobre el conflicto con Polonia: "No deben humillar a los agricultores ucranianos"