¿Te alarma que el mundo supere los 1,5 ºC durante un año? Así podemos evitar que sea permanente

Vacacionistas juegan a la pelota en la playa con el cielo oscurecido por el humo de los incendios forestales en Viña del Mar, Chile.
Vacacionistas juegan a la pelota en la playa con el cielo oscurecido por el humo de los incendios forestales en Viña del Mar, Chile. Derechos de autor Martin Thomas, Aton Chile via AP
Por Rosie Frost
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

La ventana para mantener vivo el límite del Acuerdo de París se está "reduciendo", pero aún no está cerrada. Todavía se deben realizar muchos esfuerzos para conseguirlo.

PUBLICIDAD

El calentamiento global ha superado los 1,5 ºC durante todo un año por primera vez en la historia, según el servicio climático de la UE. Según los científicos, el ser humano es responsable de prácticamente todo el calentamiento global de los últimos 200 años. Y 2023 fue un año lleno de sequías extraordinarias, olas de calor abrasadoras y lluvias mortales. ¿Qué hay que hacer para enfriar el planeta? ¿Podemos mantener vivo el objetivo del Acuerdo de París y es aún posible evitar que el calentamiento global se descontrole?

¿Por qué 1,5C es un umbral tan importante?

El objetivo del Acuerdo de París de limitar el calentamiento global a 1,5 ºC se basa en medias a largo plazo y no en datos de un solo año, por lo que aún no hemos cruzado la línea. "Es importante subrayar que esto no significa que se haya superado el límite fijado por el Acuerdo de París", afirma Francesca Guglielmo, científica principal del Servicio de Cambio Climático de Copérnico (C3S).

Aunque los gases de efecto invernadero procedentes de la quema de combustibles fósiles son la causa principal, el repentino aumento de las temperaturas a partir de 2023 también se debe en parte al fenómeno climático de El Niño. Las cálidas temperaturas oceánicas en el Pacífico habrán contribuido al calentamiento global general. "No obstante, haber alcanzado este nivel durante un periodo tan sostenido -y de forma bastante abrupta si se tiene en cuenta la progresión de las temperaturas medias mundiales en los últimos tres cuartos de año como mínimo- puede implicar que el tiempo que queda hasta que se incumpla el límite del Acuerdo de París se está reduciendo."

Esto exige más que nunca, según Guglielmo, acciones de mitigación en términos de eliminación progresiva de los combustibles fósiles. No deberíamos considerar 1,5C como un "límite duro", pero podría aumentar la probabilidad de puntos de inflexión que se descontrolen en cascada y dañen irreversiblemente el sistema climático de la Tierra.El colapso de la capa de hielo de Groenlandia, por ejemplo, provocaría la subida del nivel del mar, cambiando las corrientes oceánicas y modificando los patrones climáticos, lo que supondría un grave problema para ecosistemas vitales como la selva amazónica. El límite de 1,5 ºC también es simbólico para la acción climática mundial, ya que proporciona un umbral concreto en el que los países pueden basar sus objetivos.

¿Todavía podemos limitar el calentamiento global?

Sin embargo, aún hay formas de evitar el peor de los escenarios, y ya estamos avanzando. La Agencia Internacional de la Energía declaró el año pasado que se espera que la demanda mundial de petróleo, carbón y gas alcance su punto máximo antes de 2030. El coste de las energías renovables está cayendo en picado en muchas partes del mundo y la transición a la energía verde está muy avanzada.

Los científicos afirman que la adopción de medidas urgentes para reducir las emisiones de carbono aún puede marcar la diferencia en un mundo que se calienta. Y los peores escenarios, como alcanzar 4 ºC de calentamiento global o más este siglo, son ahora mucho menos probables que hace una década.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, ha asegurado que los próximos años "determinarán en gran medida" si podemos mantener el calentamiento global en 1,5 ºC. En su discurso de esta semana, destacó algunos de los objetivos que deben alcanzarse para mantenerse dentro del límite.

"Debemos reducir las emisiones un 45% para 2030, en comparación con los niveles de 2010. Y necesitamos que las emisiones hayan alcanzado su punto máximo en 2025", dijo Guterres. "Para 2025, todos los países deben comprometerse con nuevos planes climáticos nacionales que estén en consonancia con el límite de 1,5 grados", añadió, y esos planes deben estar respaldados por políticas y normativas sólidas.

La buena noticia es que nunca hemos estado mejor equipados para prevenir el colapso climático
Antonio Guterres
Secretario General de la ONU

También deben cubrir todas las emisiones en todos los sectores, según Guterres. Esto incluye trazar la transición justa hacia energías limpias, financiar a los países en desarrollo para que eliminen gradualmente los combustibles fósiles, y uno de los principales compromisos de la COP28: triplicar la capacidad de las energías renovables y duplicar la eficiencia energética para 2030. "La buena noticia es que nunca hemos estado mejor equipados para prevenir el colapso climático", añadió el Secretario General.

¿Qué debemos hacer este año para mantener a nuestro alcance los objetivos climáticos?

A principios de este mes, en Bakú (Azerbaiyán), donde está previsto que se celebre la COP29 a finales de este año, Simon Stiell, responsable de la ONU para el clima, imaginó cómo podría ser el mundo en 2050. En su opinión, con una acción global centrada, un futuro en el que consigamos limitar el calentamiento global a 1,5 ºC es "utilitario, pragmático y alcanzable", basándose en la tecnología y las políticas existentes.

Para conseguirlo, las energías renovables deben ser "abundantes y asequibles", las emisiones de metano deben eliminarse, las prácticas agrícolas deben transformarse, la contaminación atmosférica debe reducirse y nuestra relación con la naturaleza debe cambiar. Será necesaria una de las "mayores transformaciones económicas mundiales de nuestra era".

Un letrero cerca del Domo Al Wasl en Expo City dice "mantengamos 1.5 grados Celsius al alcance" en la COP28.
Un letrero cerca del Domo Al Wasl en Expo City dice "mantengamos 1.5 grados Celsius al alcance" en la COP28.AP Photo/Peter Dejong

"Si miramos las cifras, está claro que para lograr esta transición necesitamos dinero, y mucho. 2,4 billones de dólares (2,2 billones de euros), si no más", afirmó Stiell. Este año es vital para garantizar que los compromisos adquiridos en la COP28 no se desvanezcan, que las instituciones financieras y los gobiernos cumplan lo que ya han prometido y más". Los próximos dos años, añadió, determinarán cuánta destrucción causada por el clima podremos evitar en las próximas dos décadas y más allá.

En última instancia, la misión fundamental, en opinión de Stiell, es que ONU Cambio Climático se extinga tal y como la conocemos actualmente. "Tengo la ferviente esperanza de que en 2050 esta organización sea superflua, en una economía mundial neta cero y resistente al clima", prosiguió.

Adaptarse al cambio que ya estamos viendo

Pero no todo es frenar las emisiones y transformar las economías. Millones de personas ya están sufriendo los efectos mortales de la crisis climática. Y proteger a los más vulnerables del mundo de las circunstancias extremas que ya están experimentando también es de vital importancia, independientemente del objetivo de 1,5C.

"La mitigación es crucial, pero necesitamos que la financiación pública para la adaptación local se duplique con creces y se equilibre con las cantidades destinadas a la mitigación", afirma Patience Mukuyu, especialista en clima de WaterAid. Existen soluciones, añade Mukuyu, desde defensas contra inundaciones hasta resistencia a la sequía. Pero "no hay tiempo para más excusas". "Para los más vulnerables del mundo, se trata de una cuestión de vida o muerte".

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Las sequías periódicas podrían convertirse en la "nueva normalidad" del Mediterráneo debido al cambio climático

Este "punto de inflexión" climático sería catastrófico para Europa, aunque los científicos no saben cuándo lo alcanzaremos

El cambio climático está matando a millones de personas: Un experto explica por qué muchas muertes pasan desapercibidas