EventsEventos
Loader

Find Us

InstagramFlipboardLinkedin
Apple storeGoogle Play store
PUBLICIDAD

Bélgica aprueba el derecho a la desconexión para los funcionarios

Bélgica aprueba el derecho a la desconexión para los funcionarios
Derechos de autor Copyright Euronews
Derechos de autor Copyright Euronews
Por Joanna GillAna Lázaro
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Los funcionarios belgas podrán desconectarse del trabajo, por ley. Sus jefes tan sólo podrán contactarlos en "circunstancias excepcionales". Un derecho que los sindicatos quisieran convertir en un derecho a nivel de Unión Europea.

PUBLICIDAD

El derecho a la desconexión es ya una realidad para los funcionarios belgas.

Desde este martes 1 de febrero, queda prohibido contactar a los empleados del sector público fuera del horario laboral, excepto en "circunstancias excepcionales".

Bélgica se convierte así en uno de los países pioneros, pero hay quien aboga porque se convierta en un derecho a nivel de Unión Europeo.

Entre ellos, los sindicatos. "Perdimos una oportunidad en el pasado, durante el proceso de adaptación a la digitalización. Fallamos a la hora de abordar los desafíos. Ahora tenemos una oportunidad para adaptar estas innovaciones tan importantes a las necesidades de las personas y a las necesidades de los trabajadores", afirma Isabelle Schomann, de la Confederación Europea de Sindicatos. "Y esto es exactamente lo que esperamos que haga la Unión Europea”.

El año pasado, el Parlamento Europeo lanzó una iniciativa legislativa pidiendo que se regulara el derecho a la desconexión para establecer unos requisitos mínimos en materia de horas de trabajo y períodos de descanso.

Pero el sector privado cree que legislar iría en detrimento de la flexibilidad. "Creo que esta cuestión es mejor abordarla a través del diálogo, entre el empleador y los trabajadores. Porque cada empresa necesita una cierta flexibilidad a la hora de encontrar una respuesta apropiada a sus desafíos particulares", dice Maxime Cerutti, de la organización patronal BusinessEurope.

Encuestas recientes muestran que entre los trabajadores existe preocupación. Desde que empezó la pandemia, el trabajo a distancia se ha normalizado pero no siempre es fácil apagar el ordenador y las jornadas tienden a prolongarse.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Profesores belgas protestan en Bruselas contra los recortes y las malas condiciones

¿Qué países de Europa estudian convertir el teletrabajo en un derecho legal después de la COVID-19?

Mondelēz, fabricante de Oreo, es multada por la CE por 337,5 millones de euros