This content is not available in your region

Crisis alimentaria: ¿cómo amenaza la guerra en Ucrania el suministro mundial de alimentos?

Access to the comments Comentarios
Por Stefan Weichert
Antes de la guerra, Ucrania exportaba hasta 6 millones de toneladas de cereales al mes
Antes de la guerra, Ucrania exportaba hasta 6 millones de toneladas de cereales al mes   -   Derechos de autor  Tomasz Filipek

Ucrania, apodada el granero de Europa, es uno de los mayores exportadores de maíz, trigo y avena a la Unión Europea, pero la guerra está teniendo un impacto enorme en los agricultores del país. A la destrucción de las tierras agrícolas, se le suma el bloqueo por parte de Rusia de los puertos ucranianos del Mar Negro, lo que significa que los cereales solo pueden salir del país por ferrocarril o por carretera.

Antes de la guerra, Ucrania exportaba hasta 6 millones de toneladas de cereales al mes. Una cifra que se ha reducido drásticamente, según los analistas de APK-Inform, en marzo exportaron 300.000 toneladas y en abril 923.000.

Un funcionario de la ONU especializado en alimentación declaró el viernes que casi 25 millones de toneladas de cereales están atascados en Ucrania y no pueden salir del país.

"Si no se encuentra una solución pronto, las consecuencias serán apocalípticas", advierte Andrii Baran, director general de la empresa agrícola ucraniana Agroprodservice, que cuenta con más de 40.000 hectáreas de tierra.

"Creo que hay que solucionarlo, y los países europeos también tienen interés en ello", dice Baran, que advierte del aumento de los precios de los alimentos y del hambre.

"De lo contrario, si no proporcionamos toda esa comida, la Unión Europea tendrán unos cuantos millones más de refugiados del norte de África".

Muestra a Euronews algunos de los campos de la empresa en la ciudad ucraniana occidental de Ternopil y dice que Agroprodservice se ve afectada por la escasez de combustible y las limitaciones a la importación de maquinaria, además de las otras consecuencias de la guerra.

AFP
Militares rusos vigilan en el puerto de MariúpolAFP

La producción es imposible porque parte de los yacimientos de la empresa han sido destruidos por la guerra en el norte, este y sur de Ucrania o están ocupados por Rusia.

Sin embargo, el mayor problema es que resulta imposible exportar a través de los puertos ucranianos del Mar Negro debido al bloqueo ruso. Lo cual ha provocado que solo estén disponibles las rutas terrestres a través de Polonia, Rumanía, Eslovaquia y Hungría como opciones para la exportación. A pesar de ello, estas rutas no son capaces de aceptar volúmenes tan grandes, explica Baran, creando un verdadero problema.

"Así que ahora hay que trabajar mucho con los países europeos para gestionar, de alguna manera, la creación de rutas seguras hacia los puertos o, quizá también, averiguar cómo hacerlo con nuestros vecinos, como Polonia", afirma Baran. 

"Polonia no tiene todas esa infraestructura porque no ha trabajado con esos volúmenes, con lo cual hay problemas tanto si se transporta por carretera, como por ferrocarril".

La hambruna afectaría a los más pobres del mundo

Ucrania es uno de los mayores países agrícolas del mundo, y lo que por el momento es un problema nacional, podría convertirse muy pronto en uno de escala mundial. Según el Departamento de Agricultura de Estados Unidos, Rusia y Ucrania representan alrededor del 19% de las exportaciones mundiales de maíz y el 29% de las de trigo.

Ucrania es también el mayor exportador mundial de aceite de girasol, y la amenaza del suministro ha hecho subir los precios, lo que ha afectado a los consumidores y a los restauradores.

"Ucrania tiene muchos millones de toneladas de grano que no pueden exportarse. Si esto sigue así, se perderán de un modo u otro", declaró a Euronews Anders Aslund, economista sueco y antiguo miembro del Consejo Atlántico.

Dijo que los problemas de exportación y la posible disminución de la producción tendrán graves consecuencias para el mundo.

"Significa que habrá hambre en el mundo. En mi opinión, Rusia intenta de manera intencionada provocar el hambre en los países del tercer mundo", dijo Aslund, señalando que serán los países más pobres del mundo los más afectados por un aumento de los precios de los alimentos.

Señaló que era imposible compensar el bloqueo ruso del Mar Negro aumentando las exportaciones a través de la frontera terrestre con la UE, ya que el grano ocupa mucho espacio.

Los bloqueos han causado el aumento de los precios de los alimentos, que alcanzaron un récord en marzo tras la invasión rusa de Ucrania, antes de suavizarse ligeramente en abril, según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

Ucrania tiene algunas de las mejores tierras agrícolas del mundo y ha estado modernizando el sector desde el colapso de la Unión Soviética.

En 2021, el Ministerio ucraniano de Política Agrícola y Alimentación declaró que Ucrania produjo 106 millones de toneladas de cereales, legumbres y semillas oleaginosas, lo que supuso un récord. 

¿Cómo ha destruido la guerra las tierras agrícolas?

La FAO estima que "entre el 20% y el 30% de las superficies sembradas, con cultivos de invierno en Ucrania quedarán sin cosechar durante la temporada 2022/23" y que existen "considerables incertidumbres en torno a la capacidad de los agricultores ucranianos para plantar cultivos durante el ciclo de cosecha de primavera que se aproxima rápidamente".

Andrey Novoselov, es analista de la empresa de consultoría Barva Invest, con sede en Ucrania.

Afirma que los agricultores ucranianos sufren la falta de combustible, fertilizantes y equipos. Muchos agricultores de las zonas del norte de Ucrania, donde se han retirado hace poco las tropas rusas, han perdido gran parte de su equipo y sus campos están llenos de minas.

"Existe un riesgo para las cosechas de primavera", dijo Novoselov. "En la zona de Chernihiv y Kiev, algunos agricultores nos han dicho que no pueden labrar el campo debido a las minas".

Novoselov pidió a la UE que ayude a aumentar las exportaciones a través de la frontera terrestre de Ucrania, especialmente desde Polonia y Rumanía, a través de los cuales pueden llegar a otros puertos. Sin embargo, no puede compensar el cierre del Mar Negro, añadió.

"Pero incluso si la guerra termina, podría llevar meses limpiar todas las minas del Mar Negro", dijo Novoselov. "Día a día, cuanto más dure la guerra, más aumentarán los precios del trigo y demás productos".

"Ahora mismo no es un desastre".

Roman Gorobets es un agricultor de la región de Poltava, en el noreste de Ucrania. Ha contado a Euronews que ha encontrado en sus campos fragmentos de misiles rusos derribados por las defensas ucranianas.

Sin embargo, está en mejor situación que otros. Pudo vender la mayor parte de su grano antes de la invasión.

"Tenemos liquidez, dinero en el banco, para poder funcionar con normalidad durante uno o dos meses. Pero luego tenemos que pensar en algo", dijo a Euronews.

Archivo personal
Roman GorobetsArchivo personal

"Vamos a organizarnos como lo hacemos normalmente y no cambiaremos nuestra rotación de cultivos. Seguiremos porque necesitamos que nuestra empresa funcione. Tenemos que mantener los salarios a los empleados. Funcionar como de costumbre con mucha esperanza de que la guerra termine pronto, con nuestra victoria.

"Lo que pasará después, nadie lo sabe", añade. Gorobets coincide en que el mayor problema es la exportación.

"Estamos bastante lejos de las fronteras occidentales con la UE. Ahora mismo la situación no es desastrosa, y estamos buscando nuevas rutas logísticas", dijo Gorobets. "Pero si nada cambia antes de la temporada de cosecha, esto se convertirá en un problema muy grande".

"Espero que la comunidad internacional ayude a Ucrania a descubrir cómo desbloquear nuestros puertos", zanja.