This content is not available in your region

El BCE debería cesar las compras de bonos de emergencia en marzo, según el gobernador belga

ECB sets new inflation target after 18-month strategy review
ECB sets new inflation target after 18-month strategy review   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters
Tamaño de texto Aa Aa

FRÁNCFORT, 23 jul – El Banco Central Europeo debería poner fin a sus compras de bonos de emergencia el próximo mes de marzo, salvo que se produzcan cambios imprevistos en las perspectivas, pero tiene que evitar un cambio brusco de política cuando el plan termine, dijo el viernes el jefe del banco central belga, Pierre Wunsch.

El BCE espera que el Programa de Compras de Emergencia en Caso de Pandemia (PEPP), de 1,85 billones de euros, se prolongue al menos hasta marzo, pero aún no se ha iniciado el debate sobre el modo y el momento de la retirada del programa.

Wunsch dijo que esta conversación debería comenzar ya en la reunión de política monetaria del banco prevista para el 9 de septiembre, pero que la decisión final no se tomará necesariamente de inmediato, como esperan ahora los inversores.

“El contenido es más importante que el momento. Queremos tomarnos el tiempo necesario para tener una discusión fructífera”, dijo Wunsch a Reuters en una breve entrevista telefónica.

Wunsch fue uno de los dos responsables monetarios que se opusieron el jueves a un cambio en la orientación del BCE sobre los tipos de interés, argumentando que compromete al BCE demasiado lejos en el futuro sin una cláusula de escape que pueda tener en cuenta otros factores fuera del control del BCE.

Wunsch añadió que, dada la mejora de las perspectivas económicas, las medidas de emergencia del BCE deberían retirarse gradualmente el próximo mes de marzo, aunque el banco deba evitar un final abrupto de las ayudas.

“Cuando calibramos el PEPP, lo hicimos sobre la base de una situación económica mucho peor que la actual”, dijo Wunsch.

“Si se quiere ser responsablemente coherente, en base a nuestras previsiones de crecimiento hay que terminar en marzo”, dijo. “Pero al mismo tiempo… queremos evitar los efectos del precipicio y la mayoría considera que debemos ser flexibles en la transición”.

Algunos responsables del BCE sostienen que la institución debería preservar parte de la flexibilidad de sus medidas de emergencia incluso cuando el programa de compra de bonos finalice, pero Wunsch argumentó que el BCE ha demostrado sistemáticamente su capacidad para adaptar sus políticas monetarias a las necesidades del mercado.