This content is not available in your region

El rendimiento del bund alemán vuelve a mínimos de 5 meses ante la caída de la renta variable

ECB to chart new policy path next week
ECB to chart new policy path next week   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters
Tamaño de texto Aa Aa

LONDRES, 26 jul – El rendimiento del bono alemán a 10 años volvía a acercarse a un mínimo de cinco meses el lunes, ya que las ventas en los mercados bursátiles mundiales aumentaba la demanda de bonos soberanos como refugio.

Los bonos del Tesoro de EEUU también subían, aumentando sus precios y reduciendo los rendimientos, mientras las acciones asiáticas caían a sus mínimos de este año. La preocupación por las medidas regulatorias de Pekín ponía en jaque a la renta variable china.

En las primeras operaciones de la sesión, el rendimiento del bund alemán llegó a alcanzar el -0,43%, a poca distancia de los mínimos de cinco meses alcanzados la semana pasada.

En el momento de redacción caía 2 puntos básicos, y los rendimientos a 10 años de la mayoría de los países de la zona euro con mayor calificación bajaban una cantidad similar.

Los rendimientos soberanos en todo el bloque de la moneda única han caído bruscamente este mes, ya que la variante delta del coronavirus resucita la incertidumbre sobre las perspectivas de crecimiento económico mundial, con los inversores apostando por que tanto el crecimiento mundial como la inflación pueden haber tocado techo.

La encuesta del instituto Ifo sobre las condiciones económicas de Alemania, que se publica el lunes a las 0800 GMT, estaba en el punto de mira de los inversores en busca de pistas sobre las perspectivas económicas.

“El sentimiento de riesgo y el patrón de flujo proporcionan apoyo a corto plazo para los bunds, mientras que un índice Ifo al alza junto con la tendencia alcista del IPC en Alemania limitan la subida (de los precios)”, dijo Rainer Guntermann, estratega de tipos de Commerzbank.

Por otra parte, la rentabilidad del bono italiano a 10 años caía hasta el 0,62%, tocando su nivel más bajo en casi cuatro meses.

La semana pasada, el Banco Central Europeo retrasó la fecha de cualquier subida de tipos, que ahora está descartada hasta que la inflación esté en camino de su objetivo del 2%.

Su postura acomodaticia también ha impulsado los mercados de bonos de la zona del euro: los rendimientos de los bonos italianos a 10 años han bajado 20 puntos básicos en lo que va de mes, mientras que los alemanes han caído 23 puntos básicos.