This content is not available in your region

La investigación en busca de una agricultura más resistente y sostenible en África

Por Cyril Fourneris  & Euronews
euronews_icons_loading
La investigación en busca de una agricultura más resistente y sostenible en África
Derechos de autor  euronews

Mientras Marruecos, al igual que el resto del mundo, se enfrenta al cambio climático, los científicos exploran formas de desarrollar una agricultura más resistente y sostenible.

Para impulsar la ‘economía del conocimiento’, las universidades africanas se centran en la investigación y el desarrollo. Es el caso de la Universidad Politécnica Mohamed VI de Marruecos (UM6P), que espera hacer de África el continente de la ‘seguridad alimentaria’ a través de la innovación.

"La ambición de la UM6P es crear este marco en el que los jóvenes africanos puedan asimilar los conceptos y nociones de tecnología y adaptarlos a la realidad local. La tecnología es global, pero la innovación es local. Queremos ofrecer este espacio a estos jóvenes para que se hagan cargo del desarrollo del continente africano", declara Hicham El Habti, presidente de la Universidad Politécnica Mohamed VI (UM6P).

El mantra de la universidad es ‘aprender haciendo’. Un concepto educativo que combina experiencia y creatividad.

"Siempre se nos anima a innovar, a idear nuevas soluciones, a plantear soluciones empresariales", afirma la estudiante Yousra Lamhamedi.

"Nuestros profesores, nuestros supervisores... Lo que nos piden es que innovemos", señala el estudiante Yahya Ouarzazi.

Esta granja experimental es un departamento clave de la universidad. Es un centro de agricultura de precisión, o ‘agricultura inteligente’, basada en la tecnología y el tratamiento de datos.

De ahí surgió una empresa emergente que ofrece asesoramiento a los agricultores. Sus drones son capaces de detectar plagas de insectos, deficiencias de nutrientes o estrés hídrico.

"Son técnicas que han demostrado su eficacia en varios países. Y, en mi opinión, solamente es cuestión de tiempo que sea necesario aplicarlas para seguir siendo competitivos a escala internacional", explica Soufiane Amaldi, director general de AERODRIVE Engineering Services (AES).

El trabajo de investigación también aborda cuestiones que afectan a la productividad de los agricultores, como la degradación del suelo, la pérdida de biodiversidad y las enfermedades de las plantas.

Los científicos también están haciendo pruebas con cultivos alternativos que pueden aumentar el valor de los ‘terrenos secos’. Este es el caso de la moringa y la quinoa.

"El cambio climático se está convirtiendo en una amenaza existencial. Por lo tanto, es responsabilidad de cada país encontrar sus propias soluciones para hacer frente a este problema. Uno de los instrumentos es la investigación, los cereales, o los cultivos o plantas que pueden rendir muy bien ante el cambio climático. La quinoa es una de estas plantas", declara Fassil Kebede, edafólogo de la Universidad Politécnica Mohamed VI (UM6P).

En los últimos años, la universidad ha desempeñado un papel importante en el desarrollo de la quinoa en la provincia marroquí de Rehamna.

Es casi la hora de plantar en esta región de suelo pobre y árido. Estos agricultores han cambiado el trigo y la cebada por esta planta sudamericana, que ofrece mayores rendimientos.

"En esta región, la sequía es muy importante y elegimos la quinoa porque solamente necesita dos riegos. Por eso la cultivamos aquí. En cuanto al rendimiento, hemos hecho dos pruebas muy concluyentes, y este año vamos a extender el cultivo a toda la parcela", declara Anas Zeroual, técnico agrícola.

En esta cooperativa, que emplea a mujeres de la región, la quinoa se transforma en harina, galletas, ensaladas... pero, sobre todo, en cuscús, el alimento básico en Marruecos. La región de Rehamna está, ahora, a la cabeza de este cultivo.

"Mucha gente pide quinoa. También la piden los gerentes de los supermercados, las personas con intolerancia al gluten y los vegetarianos. Hay gente que ha venido a buscar quinoa de aquí para plantarla en el norte. Hay quinoa en el sur... Algún día, encontraremos quinoa en todo Marruecos. Si Alá quiere, ¡esperamos que así sea!", afirma Hafida El Felahi, secretaria general de la Cooperativa Tercer Milenio.

En la Universidad, la investigación continúa y los proyectos son ambiciosos. La UM6P, que sueña con convertirse en el Silicon Valley de África, tiene previsto acoger a miles de nuevos estudiantes e investigadores en los próximos años.

"Tenemos un capital humano increíble, que es la primera riqueza del continente africano. En los próximos años, los jóvenes representarán la mayor parte de la población de África. Para mí, es una palanca extraordinaria y representa la mejor de las oportunidades de las que dispone el continente africano", concluye Hicham El Habti, presidente de la Universidad Politécnica Mohamed VI (UM6P).

Otra riqueza es su suelo. Más del 60 % del terreno cultivable, aún sin cultivar, del mundo, está en África.