EventsEventos
Loader

Find Us

PUBLICIDAD

Disminuir los viajes en avión: tendencia para proteger al medioambiente en Europa

Una persona camina cerca de aviones estacionados de Lufthansa, en el aeropuerto de Frankfurt, Alemania. Domingo 26 de marzo de 2023.
Una persona camina cerca de aviones estacionados de Lufthansa, en el aeropuerto de Frankfurt, Alemania. Domingo 26 de marzo de 2023. Derechos de autor AP Photo
Derechos de autor AP Photo
Por Charlotte Elton
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Alemania, Lituania y Finlandia experimentaron las mayores caídas de vuelos nacionales, fuera de Ucrania, la cual, devastada por la guerra, registró una disminución del 87 % entre 2019 y 2022. El descenso puede atribuirse a la "presión medioambiental", sugiere un informe de Eurocontrol.

PUBLICIDAD

El número de personas que toman vuelos nacionales está disminuyendo en toda Europa, ya que los viajeros optan por opciones más sostenibles.

La "vergüenza de volar" parece estar funcionando, al menos para los viajes de corta distancia, dentro de las fronteras de un país.

Según los nuevos datos de Eurocontrol, en 2022 despegaron en Alemania un 38 % menos de vuelos nacionales que en 2019.

En Lituania y Finlandia estos viajes disminuyeron un 38 % y un 35 %, respectivamente.

El descenso puede atribuirse a la "presión medioambiental", sugiere el informe de Eurocontrol.

¿Cuáles son los países europeos que han visto disminuir sus vuelos nacionales?

Alemania, Lituania y Finlandia experimentaron las mayores caídas fuera de Ucrania, la cual, devastada por la guerra, registró una disminución del 87 % entre 2019 y 2022.

Sin embargo, la tendencia a la baja fue bastante consistente en todo el continente. El Reino Unido registró un descenso del 25 % en los vuelos nacionales; y Austria (-32 %), Suecia (-27 %), Suiza (-20 %), Croacia (-19 %) e Irlanda (-17 %) también experimentaron caídas significativas.

Francia experimentó un descenso del 15 %, mientras que los vuelos nacionales portugueses y españoles cayeron un 7 % y un 6 %, respectivamente.

El único aumento significativo se produjo en Hungría, donde los vuelos nacionales aumentaron un 56 % respecto a los niveles de 2019.

¿Por qué descendieron los vuelos nacionales en Europa?

A medida que la crisis climática se agrava, un fuerte sentimiento se está generando en contra de los vuelos innecesarios.

Francia y Austria han prohibido los vuelos nacionales de corta distancia, para aquellos trayectos que se pueden hacer en tren. Muchos gobiernos subvencionan los viajes en tren.

Eurocontrol atribuye parte del descenso a que "España, Alemania y Austria proponen ofertas de billetes de tren baratos".

El verano pasado, Alemania introdujo un abono de transporte público con grandes descuentos; ofrecía a los viajeros un uso ilimitado de los servicios locales y regionales por sólo 9 euros al mes. España invirtió más de 700 millones de euros en un plan de billetes, que ofrecía a los viajeros billetes gratuitos para trayectos largos y cortos.

Y la inversión continúa. La semana pasada, el Gobierno alemán votó a favor de invertir 45 000 millones de euros, aquí a 2027, en Deutsche Bahn, la empresa nacional de ferrocarriles.

¿Y los vuelos internacionales de corta distancia?

Es una buena noticia que el número de vuelos nacionales esté disminuyendo. Incluyendo los vuelos entre países europeos, en 2022 hubo menos vuelos que en 2019 —el último año precoronavirus—.

"En comparación con 2019, se veía un déficit de tráfico del 16,7 % en 2022; lo que corresponde a 4 989 vuelos diarios menos en la red", según indica el informe de Eurocontrol.

Sin embargo, el tráfico aéreo dentro de Europa está destinado a crecer con un aumento del 4 %, a partir de 2025. Es probable que en 2029 supere los niveles de 2019, según estimaciones de Eurocontrol.

¿Para el planeta, es mejor el tren que el avión?

Evitar el avión es una buena forma de reducir la huella de carbono.

PUBLICIDAD

Según la calculadora de carbono Flight Emission Map, un vuelo de ida y vuelta en clase turista de Londres a Nueva York emite alrededor de 1,48 toneladas de CO2 por pasajero; más del doble de lo que produce un habitante promedio en Ghana en todo un año.

Pero con el renacimiento del ferrocarril en Europa en pleno apogeo, renunciar a volar no significa renunciar a las vacaciones; eche un vistazo a estos increíbles viajes en tren para inspirarse.

Planificar viajes en tren por Europa es más fácil de lo que cree. Siga los consejos de este experto en viajes en tren.

Fuentes adicionales • Angélica Parra Hernández (Traducción y texto en español)

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

París-Nueva York en una hora y media: el avión de hidrógeno que iniciará una nueva era de vuelos

Evasión, confusión y protestas: ¿Está sirviendo para algo la nueva tasa turística de Venecia?

Un pueblo suizo masificado estudia cobrar una entrada al estilo de Venecia a los visitantes que lleguen en coche