EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Viajes económicos: Esta joya por descubrir de los Balcanes debería ser tu próximo viaje

El Ayuntamiento de Sarajevo (Vijećnica) es un impresionante edificio a orillas del río que también alberga la Biblioteca Nacional.
El Ayuntamiento de Sarajevo (Vijećnica) es un impresionante edificio a orillas del río que también alberga la Biblioteca Nacional. Derechos de autor Canva
Derechos de autor Canva
Por Hannah Brown
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

El clima cálido, los precios bajos y una historia fascinante atraen a los turistas a la capital de Bosnia como nunca antes.

PUBLICIDAD

Conocida como el lugar que desencadenó el comienzo de la Primera Guerra Mundial y empañada por años de guerra en la década de 1990, puede que Bosnia no sea lo primero en lo que piense cuando planee unas vacaciones en Europa.

Pero quizá debería serlo.

Con el precio de una pinta en Sarajevo de menos de 2 euros y un hotel de cinco estrellas en el centro de la capital a unos 120 euros la noche en verano, un viaje de lujo y económico está al alcance de todos.

Sarajevo, cada vez más popular

La capital bosnia de Sarajevo registra este año el mayor número de turistas de su historia desde la posguerra.

Las colinas sobre la ciudad son ahora puntos de encuentro donde se reúnen los extranjeros para contemplar el famoso horizonte en un valle rodeado de altas montañas.

Esta ciudad balcánica se describe a menudo como un lugar donde oriente se encuentra con occidente, ya que los estilos arquitectónicos varían en las distintas zonas para reflejar su historia mestiza.

En el casco antiguo -conocido como Bas Carsija y construido por los otomanos en el siglo XV- los visitantes exploran tiendas de artesanía tradicional bosnia y restaurantes populares.

Aquí también se encuentra una de las mezquitas más antiguas de los Balcanes y uno de los edificios más grandes del casco antiguo: Gazi Husrev-beg. Aunque fue duramente tiroteada durante la guerra, en la década de los 90, gracias a sus gruesos muros y a un proyecto de restauración de posguerra, aún se yergue orgullosa en la ciudad. Sigue siendo una mezquita que los visitantes pueden visitar por unos 1,50 euros.

A diferencia de la mezquita, muchos edificios no han sido completamente restaurados, así que no se sorprenda si ve agujeros de bala.

A tiro de piedra se encuentra el lugar donde el heredero al trono Francisco Fernando fue asesinado por el joven rebelde serbobosnio Gavrilo Princip en el Puente Latino en 1914, lo que supuso el comienzo de la Primera Guerra Mundial. Hoy, el museo del lugar del asesinato es uno de los puntos turísticos más visitados de Sarajevo.

CMS
Franz Ferdinand recibió un disparo en el Puente Latino de Sarajevo en 1914, lo que provocó el estallido de la Primera Guerra Mundial.CMS

Cien años después del asesinato de Fernando, la Biblioteca Nacional de Bosnia fue reconstruida tras la guerra de 1992-1995, en la que los bombardeos serbios desde las colinas la destruyeron por completo.

Aunque la biblioteca reconstruida es digna de contemplar, desgraciadamente no contiene muchos libros antiguos, ya que alrededor del 90% de su colección quedó destruida.

En otras partes de la ciudad se aprecia una influencia más austrohúngara. Predominan los tradicionales edificios neorrenacentistas y góticos, que marcan las décadas de dominio del Imperio Austriaco. Dé un paseo junto al río para ver algunos de los mejores ejemplos.

¿Cuál es la mejor manera de explorar Sarajevo?

La pequeña ciudad es fácil de explorar a pie, por lo que una buena forma de empezar su estancia aquí es hacer un recorrido andando.

Su guía le explicará la singular historia de la ciudad, le indicará las trampas turísticas que debe evitar y le ofrecerá información útil sobre los mejores lugares que puede visitar. Aunque no todo el mundo habla inglés, los lugareños tienen fama de ser increíblemente amables.

PUBLICIDAD

Julio y agosto son los meses más calurosos para visitar Sarajevo, por lo que muchos sugieren que la mejor época para explorar la ciudad es mayo, junio o septiembre.

Si el calor aprieta, hay muchas fuentes de agua potable.

Una leyenda local dice que si se bebe en la fuente de Sebilj, en el casco antiguo, se volverá a la ciudad en el futuro.

Si se toma un taxi para alejarse un poco del centro de la ciudad, el recorrido por el Túnel de la Esperanza de Sarajevo (Tunel spasa) es una visita interesante y educativa.

PUBLICIDAD

Este túnel de 800 metros fue excavado por los ciudadanos en la década de 1990 para conectar la ciudad con el "lugar seguro" de las Naciones Unidas en el aeropuerto y sirvió de ruta para transportar alimentos, medicinas y armas durante la guerra.

Si busca algo más activo, puede hacer una excursión de un día al monte Trebevic. En la cima hay hermosas vistas de la ciudad, pero también hay un teleférico si quiere disfrutar de las vistas sin esfuerzo. La ruta de senderismo de ida y vuelta desde el centro de la ciudad es de unos 21 km.

A los visitantes también les encanta explorar la pista de bobsleigh abandonada de los Juegos Olímpicos de Invierno de 1964 en la montaña. Si la visita se realiza en el momento adecuado, puede que incluso se oigan las llamadas a la oración resonando mágicamente por el valle desde las mezquitas de la ciudad.

Canva
Los visitantes pueden explorar la pista de bobsleigh abandonada de los Juegos Olímpicos de Invierno de 1964, que ahora está cubierta de graffiti.Canva

Y si le gusta más sentarse, descansar y disfrutar de las vistas, tómese una copa en la torre Avaz Twist, en el centro de la ciudad. Por un módico precio, se puede disfrutar de una vista de 180 grados de Sarajevo desde lo alto de esta torre de 176 metros.

PUBLICIDAD

¿Debería visitar algún otro lugar de Bosnia?

Aunque hay mucho que hacer en la ciudad, si dispone de tiempo también merece la pena viajar a Mostar. Hay trenes diarios entre las dos ciudades y el viaje dura unas dos horas.

La ciudad histórica está llena de coloridos bazares y en el corazón de Mostar se encuentra el viejo puente (Stari Most). Aquí se puede ver a la gente lanzándose desde sus vertiginosas alturas al gélido río Neretva. Si es lo bastante valiente, puede incluso intentarlo usted mismo apuntándose a una de las escuelas de buceo.

Si planea explorar más lejos en Bosnia, es aconsejable no salirse demasiado de la ruta sin un guía. Aunque todas las zonas pobladas y las rutas principales han sido despejadas, existe una pequeña posibilidad de que haya minas terrestres sin explotar en zonas más remotas.

Vea el vídeo de arriba para explorar Sarajevo.

PUBLICIDAD

Editor de vídeo • Hannah Brown

Fuentes adicionales • AP

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Von der Leyen visita los Balcanes con un plan de crecimiento y reformas

De pequeños principados a países infravalorados: Estos son los lugares menos visitados de Europa

Cómo una ciudad alemana poco conocida se convirtió en la sede de uno de los viajes en tren más emocionantes del mundo