Última hora

Los comunidades ayudan a apagar los fuegos de Bolivia

Los comunidades ayudan a apagar los fuegos de Bolivia
Derechos de autor
REUTERS/David Mercado
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Doce millones de hectáreas se han quemado este año en la Amazonia como consecuencia de los incendios. Es una superficie similar a la de Grecia. A pesar de que Brasil ha sido el gran damnificado, otros países han sufrido consecuencias similares. En Bolivia se están registrando los peores fuegos en una década. En los últimos cinco meses han ardido cinco millones de hectáreas, amenazando 1200 especies. Las comunidades indígenas lo denominan "un genocidio medioambiental". Marta Suárez reside en la comunidad de Tierra Hermosa e indica que han volcado agua en más de 120 descargas, un helicóptero incluido pero que "no han conseguido apagar el fuego".

El departamento de Santa Cruz y la región de Chiquitania son los más afectados. Las autoridades locales indican que todavía hay cuarenta incendios activos, y las llamas se han expandido a nuevas zonas. Gran parte de la población local está ayudando a apagar las llamas, como Gregorio, un ganadero de la comunidad de Guadalupe que lleva dos semanas apoyando las tareas. El primer día, explica, fue solo por el temor a que se quemaran sus pastos, pero después organizaron grupos de "ocho, diez, incluso veinte personas" para poner fin a los incendios.

Los expertos coinciden en que una de las causas de los incendios es la ancestral práctica del chaqueo, que consiste en la agricultura de la tala y quema, y que se descontrola debido a los fuertes vientos y las altas temperaturas. El primer presidente indígena del país, Evo Morales, quien además aspira a un controvertido cuarto mandato, ha sido señalado por ecologistas y ciudadanos por haber legalizado el chaqueo para convertir bosques en pastos. Morales ha pedido la intervención de la Unión Europea tras protestas masivas pidiendo el apoyo internacional.

"La gestión de los incendios forestales en esta parte del mundo se ha convertido en una cuestión delicada, especialmente después de la reunión del G7 en Francia, que terminó señalando a la policía local por la gestión de la tierra. En Bolivia, la deforestación se ha disparado en un 200% desde 2015", concluye Monica Pinna, enviada especial de Euronews.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.