Última hora
This content is not available in your region

El efecto Greta Thunberg: la adolescente que eclipsa la COP 25 de Madrid

El efecto Greta Thunberg: la adolescente que eclipsa la COP 25 de Madrid
Derechos de autor  Reuters
Tamaño de texto Aa Aa

Es domingo por la tarde y un grupo de periodistas se agolpa en las puertas de la Universidad Complutense de Madrid. Están lejos del recinto donde la cumbre del clima de la ONU lleva una semana desarrollándose, de hecho se encuentran en la contracumbre, pero algunos activistas les han advertido que esperan la visita de Greta Thunberg.

Mientras los cámaras y fotógrafos intentan conseguir el mejor ángulo, entre codazos y nerviosismo, aparece la joven sueca precedida por sus compañeros españoles del movimiento juvenil climático Fridays for Future, que han decidido formar con sus cuerpos un muro de protección, que a su vez escolta varios agentes de seguridad.

Entonces, se desata la locura. Los periodistas, cámaras y fotógrafos se avalanzan hacia la joven. Los activistas que la protegen se lamentan de que la han seguido hasta el baño. Y mientras deja la universidad, una chica con un megáfono le grita: "¡Greta, por favor, háblame!" Apenas se reconoce su larga trenza rubia entre el enjambre de personas que la rodea.

Este es solo de un episodio de la Gretamanía que ha absorbido por completo la COP25.

El fenómeno Greta

Hace poco más de un año Greta Thunberg solo era una adolescente con la idea de sentarse cada viernes frente al Parlamento sueco, en Estocolmo, para protestar por la falta de acción en la lucha contra el cambio climático. Varios meses después, esta idea se convirtió en un movimiento global.

Esta semana, la activista sueca ha copado los titulares de los medios de comunicación en toda la cobertura sobre la cumbre del clima celebrada en Madrid. El momento álgido de la Gretamanía se vivió en la Marcha por el Clima, que tuvo lugar el viernes pasado en Madrid, cuando la joven activista se vio obligada a abandonar la manifestación. La aglomeración de gente que seguía a Greta hacía imposible que la joven pudiese avanzar para llegar a la cabecera de la marcha.

Alejandro Martínez, activista de Fridays for Future que acompañó a la adolescente en la manifestación lamenta el resultado: “Fue frustrante marcharse y que ella no pudiese encabezar la manifestación después de haber estado un mes entero planificando la marcha. Todo fue culpa tanto de los medios de comunicación como de la gente que no era capaz de respetar nuestro espacio”.

Martínez señala a los medios de comunicación como los principales responsables del fenómeno Greta. “Está eclipsando a otros activistas por culpa de la atención que le dan. Cuando nos llaman, solo nos preguntan por ella".

Está eclipsando a otros activistas por culpa de la atención que le dan los medios de comunicación. Cuando nos llaman, solo nos preguntan por ella
Alejandro Martínez
Activista de Fridays for Future

“La prensa centra el mensaje en ella, cuando el movimiento tiene muchas más voces y tiene que ser global, todos deberían ser escuchados”, indica el activista de Fridays for Future. “Es cierto que necesitamos que la emergencia climática esté en el centro del debate y toda esta atención es positiva, siempre y cuando, no se pongan unas voces por encima de las otras”, añade.

David contra Goliat

Para Antón Rodríguez Castromil, profesor de opinión pública de la Universidad Complutense de Madrid, este fenómeno se explica porque la figura de la activista sueca es algo "especial" ya que representa la lucha de un colectivo social que nunca ha ostentado poder, como son los niños, frente a instituciones que sí lo tienen, como gobiernos o empresas contaminantes.

“Ella empezó desde abajo, manifestándose en el colegio, lo que la convierte en una persona con la que fácilmente nos podemos identificar”, explica Rodríguez, que además, coincide con el activista de Fridays for Future en que, sin los medios de comunicación, la adolescente no se habría convertido en un producto de consumo de masas.

Alexander Kaufman, especialista en política climática en la edición norteamericana del Huffington Post, destaca la poderosa narrativa que utiliza la joven activista, basada en la idea de que los políticos están "robando" el futuro de los niños: "Ha conseguido que el cambio climático se vuelva viral".

A diferencia de otras 'manías', la de Greta no se basa en el consumo, está ligada a una causa justa. Aún así, este fenómeno ha sido criticado por la mismísima Greta. "Para los medios de comunicación es mucho más fácil contar historias a través de personajes, es por esto, que han elegido a Greta como su protagonista. Se podría argumentar que esto diluye su mensaje, pero también ha derivado la atención de aquellas personas que, de otra forma, se desentenderían de la crisis climática", asegura el periodista.

Para los medios de comunicación es mucho más fácil contar historias a través de personajes, es por esto, que han elegido a Greta como su protagonista.
Alexander Kaufman,
Periodista estadounidense

Altavoz para los científicos

La joven activista se ha convertido en un icono mediático que, en cada rueda de prensa, impulsa el trabajo que científicos y organizaciones ecologistas han estado haciendo durante años. Los científicos coinciden en que, hasta el momento, el efecto Thunberg es lo único que está funcionando contra la inacción política.

Saleemul Huq, Director del Centro Internacional para el Cambio Climático y el Desarrollo (ICCCAD en sus siglas en inglés), asegura que los científicos llevan 30 años dando la voz de alarma sobre las consecuencias del cambio climático sin que los políticos hayan hecho caso de sus advertencias.

“Además, hace 10 años, se empezaron a ver los efectos del clima en los países menos desarrollados y fue entonces cuando decidieron alzar la voz, pero –una vez más- se hizo caso omiso de ellos. Ahora Greta está repitiendo esta advertencia en nombre de los niños del mundo y parece que se le está escuchando, algo que nosotros no hemos sido capaces de conseguir. Es hora de que los contaminadores escuchen a sus propios hijos” subraya el científico.

No ha sido el único en manifestarse a favor de la atención que recibe el tema gracias a la activista sueca. Santiago Martín Barajas, de la organización Ecologistas en Acción, aseguró en su cuenta de Twitter que la aparición de Greta Thunberg ha sido “la gran alegría” pues está haciendo algo muy necesario, movilizar a toda una generación.