Última hora
This content is not available in your region

Sindicatos y eurodiputados sospechan que Amazon podría espiar a sus trabajadores

euronews_icons_loading
Sindicatos y eurodiputados sospechan que Amazon podría espiar a sus trabajadores
Derechos de autor  Euronews
Tamaño de texto Aa Aa

Los sindicatos europeos tienen serias sospechas de que Amazon trata de espiar a sus trabajadores.

Todo empezó con una oferta de trabajo pidiendo dos analistas de datos para monitorear una serie de amenazas entre las que figuraba la actividad sindical.

Los representantes de los trabajadores han enviado una carta a la Comisión Europea solicitando una investigación.

"No pueden espiar a los trabajadores", afirma Oliver Roethig, secretario regional de UNI Europa. "Queremos que la Comisión Europea y las instituciones europeas examinen de cerca a Amazon y averigüen qué está haciendo y cómo podemos evitarlo. En Europa existe la protección de datos y el derecho a la privacidad. Deben ser respetados y esto significa que tenemos que investigar".

Dos párrafos de la oferta de trabajo hicieron sonar las alarmas.

En uno de ellos se especificaba que el analista debía dominar idiomas como el francés y el español, lo que hace sospechar que la vigilancia incluiría a los trabajadores europeos.

En el otro, se mencionaba como riesgos a monitorizar la sindicalización, pero también la actividad política y el terrorismo.

Un grupo de 37 eurodiputados han escrito al director de Amazon, Jeff Bezos, para pedirle una explicación.

"Una cosa que sorprende mucho es que se trata de vigilar a líderes políticos, a trabajadores y a terroristas. Todo escrito en la misma frase. Y eso implica que ser un líder político y ser un terrorista es lo mismo, o que ser un sindicalista y ser un terrorista es lo mismo", se lamenta Leïla Chaibi, eurodiputada francesa del Grupo de la Izquierda Unitaria.

Amazon ha eliminado el anuncio. Y respondiendo a una pregunta de Euronews, argumenta que "la descripción del puesto no correspondía a la función, que se cometió un error y que se ha corregido". También explica que su objetivo no es espiar, sino comprender el entorno en el que operan.

Más allá de esta polémica, sindicatos y eurodiputados están preocupados por los derechos de los trabajadores de Amazon.

Chaibi lleva meses recopilando testimonios en diferentes países europeos. "Cada vez me dicen lo mismo, que la organización del trabajo montada por Amazon evidencia su deseo de impedir cualquier tipo de organización colectiva de los trabajadores", explica la eurodiputada francesa.

Los sindicatos también están preocupados por la posición dominante de la multinacional estadounidense en el mercado del comercio electrónico.

"Básicamente, Amazon arrastra a una situación en la que nadie puede pagar salarios justos porque es demasiado competitiva y demasiado poderosa. Tenemos que detener esto", dice el sindicalista Oliver Roethig.

Por ello piden a la Comisión Europea que tome todos estos factores en consideración, a la hora de desarrollar la nueva regulación sobre comercio electrónico, la denominada Ley de Servicios Digitales, que presentará en diciembre..