This content is not available in your region

Francia apuesta por la energía nuclear: ¿y otros países de Europa?

Access to the comments Comentarios
Por Oliver Pegui
euronews_icons_loading
El vapor sale por la noche de la planta nuclear de Nogent-sur-Seine, a 110 kms (63 millas) al sureste de París, el domingo 8 de agosto de 2021.
El vapor sale por la noche de la planta nuclear de Nogent-sur-Seine, a 110 kms (63 millas) al sureste de París, el domingo 8 de agosto de 2021.   -   Derechos de autor  Francois Mori/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved

El presidente francés anunció el martes por la noche la creación de nuevas centrales nucleares. A escala europea, Francia es el primer productor de energía nuclear. Pero, ¿cuál es la situación en otros países europeos? Aquí un pequeño resúmen.

Países sin energía nuclear

Italia

Las autoridades italianas habían iniciado un programa nuclear hace varias décadas. Pero el accidente de la central de Chernóbil en 1986 cambió la situación. En 1987, se consultó a la población sobre el tema y ésta expresó su oposición a la energía nuclear. Las plantas que estaban en funcionamiento se cerraron entonces.

En 2011, un nuevo referéndum confirmó la hostilidad de los italianos a la presencia de centrales nucleares en su territorio. Esto no impide que el país obtenga electricidad de los emplazamientos nucleares de Francia.

Recientemente, la ministra italiana de Transición Ecológica causó un gran revuelo al manifestar su interés por los reactores nucleares de cuarta generación. Los ecologistas italianos reaccionaron inmediatamente para reafirmar su oposición a la energía nuclear en la península.

Portugal

En la década de 1970 se previó un programa nuclear, pero se enterró. Y nadie parece querer desenterrarlo. Portugal produce electricidad con sus presas hidroeléctricas, molinos de viento y centrales eléctricas de carbón y gas.

Grecia

Grecia abandonó su programa nuclear a finales de los años 70. Atenas considera que los numerosos terremotos que afectan al país constituyen un riesgo de seguridad incompatible con la instalación de centrales nucleares.

Países que abandonan la energía nuclear

Alemania

La posición actual de Alemania sobre la cuestión nuclear se ha visto influida en gran medida por el accidente de Fukushima (Japón) de marzo de 2011. Pocos días después de la catástrofe, la canciller Angela Merkel anunció el abandono definitivo de la energía nuclear.

El cierre de las últimas centrales nucleares está previsto para finales de 2022. Para compensar, Alemania confía en sus centrales eléctricas de carbón y gas y en un programa de energías renovables.

España

España cuenta con siete centrales nucleares, la primera de las cuales entró en funcionamiento a finales de los años 60. En la actualidad, estos reactores producen casi una cuarta parte de la electricidad del país.

En 2018, el Gobierno anunció que no quería ampliar la vida de los reactores nucleares españoles, que actualmente es de 40 años. En concreto, la última central nuclear debería cerrar entre 2030 y 2035. Las autoridades españolas están planeando una inversión masiva en energías renovables.

Países que invierten en energía nuclear

Polonia

El país es criticado a menudo por sus anticuadas centrales eléctricas de carbón, consideradas demasiado contaminantes. El gobierno va a acelerar su transición energética, centrándose en las energías renovables y la energía nuclear. Se construirán seis centrales nucleares de aquí a 2040, gracias a una inversión de 33.000 millones de euros. La primera planta debería estar operativa en 2033.

Reino Unido

El Reino Unido dominó la tecnología nuclear en una fase temprana y se ha embarcado en un amplio programa de utilización de la energía nuclear. La primera planta se construyó en la década de 1950. En la actualidad, muchos reactores están cerrados debido a su antigüedad. Pero las autoridades británicas no han renunciado a la energía nuclear.

Actualmente hay 10 centrales nucleares en funcionamiento, que proporcionan alrededor del 20% de la producción total de electricidad del país.

El Gobierno se ha comprometido a reducir drásticamente sus emisiones de CO2. Y ha decidido que esto requerirá la construcción de nuevos reactores nucleares. Actualmente se están construyendo dos reactores EPR, en colaboración con EDF.