EventsEventos
Loader

Find Us

InstagramFlipboardLinkedin
Apple storeGoogle Play store
PUBLICIDAD

La ONU necesita 41.000 millones de dólares para hacer frente a la urgencia humanitaria

La ONU necesita 41.000 millones de dólares para hacer frente a la urgencia humanitaria
Derechos de autor AP/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved
Derechos de autor AP/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved
Por Euronews
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

En el mundo, las crisis humanitarias se ven agravada por la pandemia, que junto con el cambio climático y los conflictos bélicos llevan cada vez a más personas al borde de la hambruna.

PUBLICIDAD

En el mundo, las crisis humanitarias se ven agravada por la pandemia, que junto al cambio climático y los conflictos bélicos llevan cada vez a más personas al borde de la hambruna. La Organización de las Naciones Unidas asegura que necesita 41.000 millones de dólares, (unos 36 134 millones de euros), para hacer frente a la urgencia humanitaria.

"Estimamos que en 2022 habrá 274 millones de personas que necesitarán ayuda humanitaria, eso que supone un 17% más con respecto a 2021, y equivaldría al cuarto país más poblado del mundo. Con este programa pretendemos ayudar a los 183 millones de personas más vulnerables", declaró Martin Griffiths, Secretario General de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).

De los 41.000 millones de dólares solicitados, la mayor partida se dirigiría a Siria y los países vecinos que acogen refugiados de ese país en conflicto, siguen después Afganistán, Yemen y Etiopía como países prioritarios.

Fuentes adicionales • Escarlata Sánchez (Texto y locución en español)

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Rusia veta en la ONU una resolución que considera el cambio climático una amenaza para la paz

¿Para qué ha servido la COP26? Claves de la cumbre del clima de la ONU en Glasgow

HAITÍ | El reparto informal de ayuda humanitaria provoca el caos entre familias desplazadas