This content is not available in your region

Las batallas que la Unión Europea afrontó en 2021

Access to the comments Comentarios
Por Joanna Gill  & Ana Lázaro
euronews_icons_loading
Las batallas que la Unión Europea afrontó en 2021
Derechos de autor  AFP

Negociaciones, líneas rojas y listas negras. 2021 ha sido un año intenso para la Unión Europea.

El año empezó con los flecos pendientes del Brexit.

Bruselas versus Londres

El Protocolo sobre Irlanda del Norte acarreaba una serie de controles fronterizos y algunas mercancías empezaron a escasear.

Pero la situación se agravó cuando las tensiones sectarias volvieron a Irlanda del Norte. En el mes de abril estallaron disturbios entre unionistas y republicanos.

Para calmar las aguas, Bruselas hizo una serie de concesiones, poniendo fin a la llamada "guerra de las salchichas".

Pero, en otoño, Londres pasó de nuevo a la ofensiva amenzando con activar el "artículo 16". Bruselas respondió de inmediato:

“Que no quede ninguna duda: activar el artículo 16 para buscar la renegociación del Protocolo tendría graves consecuencias”, afirmó Maros Sefcovic, vicepresidente de la Comisión Europea.

Y a la guerra comercial, se añadieron dos nuevos focos de tensión: la no concesión por parte de Londres de una serie de licencias de pesca para los pescadores franceses, y el incremento de la migración en el Canal de la Mancha.

Bruselas versus Beijing

Las relaciones tampoco han sido fáciles con China en 2021.

En marzo, la UE impuso sanciones a una serie de funcionarios chinos por violaciones contra los derechos humanos.

Beijing respondió inmediatamente y elaboró su propia lista negra en la que figuraban varios eurodiputados.

Todo esto dejó en el aire el plan de inversiones que China y la Unión Europea habían negociado.

Ahora, la Unión Europea trata de movilizar 300.000 millones de euros para contrarrestar la llamada Ruta de la Seda china.

Y por si todo esto no bastara, Lituania ha finalizado el año pidiendo un boicot diplomático a los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022.

Bruselas versus Silicon Valley

En 2021, Bruselas ha avanzado en su particular cruzada contra de los gigantes tecnológicos estadounidenses.

La vicepresidenta de la Comisión, Margrethe Vestager, lidera la campaña.

El objetivo es limitar su posición dominante y responsabilizar a las plataformas digitales de los contenidos ilegales.

Se espera que en 2022, la Ley de Mercados Digitales vea la luz, lo que convertiría a la Unión Europea en el principal regulador tecnológico del mundo.

Y mientras tanto, la batalla sigue en los tribunales. La Justicia Europea ha confirmado este año la multa de 2.400 millones de euros contra Google por abuso de posición dominante.

Bruselas versus Varsovia

La brecha en torno al Estado de derecho también se ha agrandado entre Bruselas y Varsovia.

Polonia traspasó la primera línea roja al declarar varias zonas "libres de LGBT". Sólo después de que la Unión Europea amenazara con cortarle fondos, dió marcha atrás.

El segundo desafío llegó de manos del Tribunal Constitucional polaco, al dictaminar la supremacía de la legislación polaca sobre la europea.

"Esta sentencia pone en tela de juicio los cimientos de la Unión Europea", dijo Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea.

"No dejaré que los políticos chantajeen a Polonia", respondió Mateusz Morawoecki, primer ministro polaco.

Y para acabar de enturbiar las aguas, en noviembre, la Justicia Europea impuso a Polonia una multa diaria de 1 millón de euros por vulnerar la independencia de la Justicia.