Plantar árboles para hacer las ciudades más verdes

Las árboles pueden tener un papel fundamental en mejorar la vida en las ciudades
Las árboles pueden tener un papel fundamental en mejorar la vida en las ciudades Derechos de autor Luca Bruno/Copyright 2020 The AP. All rights reserved
Por Luca Palamara
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

El proyecto Forestami es uno de los primeros de Europa en rediseñar las grandes urbes.

PUBLICIDAD

Un árbol para cada ciudadano. Plantar en una gran ciudad no sólo es posible, sino también necesario. El proyecto Forestami en el área metropolitana de Milán, es el primero de este tipo en Italia y uno de los más avanzados de Europa.

"Forestami es un proyecto, pero también una necesidad y un sueño, porque estamos hablando de un fuerte aumento del número de árboles, especialmente de los de tronco alto, en el área metropolitana de Milán en los próximos años", asegura Stefano Boeri, presidente del Comité Científico del Proyecto Forestami

La directora científica del proyecto, Maria Chiara Pastore, añade que "en primer lugar, tenemos que imaginar un cambio cultural: donde ahora tenemos asfalto deberíamos pensar en zonas verdes, permeables, con césped y árboles, zonas en las que la gente pueda vivir. Este es uno de los objetivos que intentamos alcanzar".

El objetivo es plantar hasta 3 millones de árboles para 2030. Puede parecer demasiado ambicioso, pero el proyecto Forestami ha empezado con buen pie y ya ha alcanzado lod 330.000. Sin embargo, Forestami no sólo consiste en plantar árboles, sino que también significa limpiar el aire, consumir menos energía y mejorar la calidad de vida de las personas.

Hacer más verdes las grandes ciudades produce beneficios para toda la población, como detalle Boeri:  "Plantar árboles es la forma más eficaz, inclusiva, democrática -porque implica a todo el mundo- y también económica de intentar frenar las consecuencias del calentamiento global y el cambio climático. Plantar árboles en una ciudad significa absorber dióxido de carbono".

Las grandes ciudades son responsables de hasta el 75% de la producción de dióxido de carbono en el mundo: significa que son responsables del cambio climático.

Los árboles pueden absorber las partículas finas, que tienen un efecto muy negativo en la calidad de vida de los habitantes en zonas urbana ya que, según Pastore, "hay que tener en cuenta que 3 millones de árboles suponen un incremento del 5% de la superficie foliar. En el Instituto Politécnico de Milán hemos calculado que, cuando empezamos, esta superficie era del 16% y el objetivo es superar el 20%, es decir, trabajar en un aumento de la superficie foliar, que es lo que define nues tro bienestar."

Más de 3 millones de personas viven en el área metropolitana de Milán. Para 2030, cada ciudadano tendrá su propio árbol, lo que proporcionará un mejor aire y calidad de vida y, al mismo tiempo, ayudará a revertir el cambio climático.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Austria | Crece la demanda de árboles navideños de producción local

Los expertos advierten del peligro que implica el calentamiento del Mediterráneo

Los homenajes a Silvio Berlusconi siembran la polémica en Italia