EventsEventosPodcasts
Loader

Encuéntranos

PUBLICIDAD

Perrier, filial de Nestlé, destruye dos millones de botellas tras el descubrimiento de bacterias "fecales"

Botellas de Perrier
Botellas de Perrier Derechos de autor Copyright (C) by RICOH R10 User/(C) by RICOH R10 User
Derechos de autor Copyright (C) by RICOH R10 User/(C) by RICOH R10 User
Por Euronews
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

Perrier, una filial de Nestlé, ha tenido que dejar de explotar uno de sus pozos de agua a petición del Estado francés.

PUBLICIDAD

Perrier, la filial de Nestlé recibió la orden de destruir dos millones de botellas de agua "como medida de precaución" tras descubrirse una bacteria "de origen fecal" en Francia.

Perrier debe dejar de explotar uno de sus pozos de agua a petición del Estado francés.

La empresa no ha precisado la naturaleza de la contaminación, pero ha asegurado que «todas las botellas comercializadas pueden consumirse con total seguridad».

El grupo ya ha tenido que hacer frente a acusaciones de tratamiento no conforme de sus marcas de agua Vittel, Contrex y Hépar, así como de la de Perrier.

Señaló que apareció una "desviación microbiológica puntual" a raíz de "las lluvias muy intensas relacionadas con la tormenta Mónica que azotaron el sureste de Francia a mediados de marzo".

El pozo, situado en Vergèze, cerca de Nîmes, abastece de agua a la marca Perrier desde su creación en 1903.

Ahora está sometido a "una vigilancia reforzada (...) a petición de las autoridades". Su funcionamiento "se reanudará en el momento oportuno bajo el control de las autoridades", según Nestlé.

El productor de agua mineral se encuentra bajo presión desde finales de enero, tras haber admitido haber utilizado tratamientos prohibidos en algunas de sus marcas para mantener la calidad.

Desde principios de abril, ha "intensificado la vigilancia" de sus perforaciones francesas "bajo el control de las autoridades", según declaró a los medios de comunicación franceses.

Algunos pozos fueron suspendidos el año pasado en los Vosgos.

El 11 de abril, el Senado francés puso en marcha una misión de investigación parlamentaria que pretendía "arrojar luz sobre los fallos del Estado" en materia de control de los fabricantes de agua embotellada.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Científicos crean un nuevo antibiótico sintético eficaz contra las superbacterias farmacorresistentes

Los científicos creen haber encontrado una relación entre las bacterias de nuestro intestino y la rapidez con la que envejecemos

Las bacterias intestinales pueden ser la clave para prevenir la enfermedad de Parkinson