This content is not available in your region

50% menos de pesticidas en la UE para 2030

Access to the comments Comentarios
Por Christopher Pitchers
euronews_icons_loading
Campo de cultivo
Campo de cultivo   -   Derechos de autor  Euronews

La Comisión Europea quiere reducir a la mitad el uso de pesticidas químicos para 2030 según su nueva propuesta de sostenibilidad y biodiversidad. Bruselas insiste en que no se trata de una prohibición total de su uso, aunque el objetivo del 50% sería legalmente vinculante.

"Para 2030, la mitad de los plaguicidas químicos deberían ser sustituidos por alternativas, con prácticas como la rotación de cultivos y tecnologías como la agricultura de precisión. También proponemos prohibir todo uso de plaguicidas en zonas sensibles como escuelas, hospitales, parques y zonas de juego", ha explicado en una rueda de prensa posterior el vicepresidente de la Comisión Europea, Frans Timmermans.

Si la propuesta sale adelante los Estados miembros tendrán que presentar informes periódicos sobre sus avances en el marco de este nuevo régimen. Además, habrá fondos europeos disponibles durante los próximos cinco años para cubrir el coste de los nuevos requisitos.

Pero muchos gobiernos ya se oponen a los nuevos planes. Creen que con la actual crisis alimentaria el momento no es el adecuado. "El momento para hacer esta propuesta es completamente inapropiado porque estamos en un punto en el que se necesitan alimentos en Europa. Estamos de nuevo en un debate sobre la seguridad alimentaria en Europa y proponer ahora estos dos reglamentos es simplemente inapropiado", ha apuntado Herbert Dorfmann, eurodiputado del Partido Popular Europeo.

Los planes también incluyen un objetivo obligatorio de recuperación de la naturaleza para que los países reparen el 20% de los ecosistemas dañados para 2030. El Comisario europeo de Medio Ambiente, Virginijus Sinkevičius, ha explicado a Euronews que esta idea es beneficiosa para todo el mundo. "Debemos dejar de vivir en la idea de que actuar en favor de la naturaleza, recuperar la naturaleza, es sólo costes y ningún beneficio. Nuestra evaluación de impacto muestra que un euro invertido aporta ocho euros de beneficio", ha defendido el lituano.

Uno de los principales objetivos es invertir el declive de los polinizadores, como las abejas, que, según los expertos, aumentan el rendimiento agrícola y ayudan a recuperar los ecosistemas de forma natural. Los planes deberán ser aprobados por el Parlamento Europeo y el Consejo de la Unión Europea antes de convertirse en ley.