Noruega planea ofrecer un número récord de bloques de exploración de petróleo y gas en el Ártico

Noruega planea ofrecer un número récord de bloques de exploración de petróleo y gas en el Ártico
Noruega planea ofrecer un número récord de bloques de exploración de petróleo y gas en el Ártico   -  Derechos de autor  Thomson Reuters 2023
Por Reuters

Por Nerijus Adomaitis y Gwladys Fouche

OSLO, 24 ene – Noruega anunció el martes que planea ofrecer a las empresas energéticas un número récord de bloques de exploración de petróleo y gas en el Ártico, en un intento de prolongar su producción de hidrocarburos, mientras que los ecologistas criticaron el riesgo para el medio ambiente.

El país nórdico, mayor proveedor de gas de Europa y gran exportador de crudo, se propone ofrecer 78 bloques a empresas energéticas en el Mar de Barents, el mayor número desde que comenzó en 2003 la llamada ronda de licencias APA.

Oslo también tiene previsto ofrecer 14 nuevos bloques en el Mar de Noruega, que se extiende al norte del Mar del Norte y por encima del Círculo Polar Ártico, con lo que el número total de bloques en oferta ascenderá a 92. El año pasado, el gobierno solo añadió 28 bloques en total al APA.

“Facilitar nuevos descubrimientos en el norte es importante para Europa, el país y la región”, declaró el ministro de Petróleo y Energía, Terje Aasland.

El impulso noruego para seguir produciendo petróleo y gas se produce en un momento en que las empresas energéticas están sometidas a presiones contradictorias, con la necesidad, por un lado, de producir hidrocarburos que no procedan de Rusia y, por otro, de limitar los efectos del cambio climático.

El Mar de Barents puede contener dos tercios del petróleo y el gas que aún quedan por descubrir frente a las costas noruegas, según estimaciones oficiales noruegas.

Las aguas próximas a la capa de hielo del Ártico son importantes zonas de alimentación para muchas especies, desde el diminuto zooplancton hasta los osos polares y las ballenas.

“El gobierno está impulsando una política enemiga de la naturaleza y el clima”, afirmó Greenpeace Noruega en un comunicado.