EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Acusan a un toxicólogo estadounidense de envenenar mortalmente a su mujer con un fármaco contra la gota

Un envase de comprimidos de colchicina
Un envase de comprimidos de colchicina Derechos de autor AFPTV / AFP
Derechos de autor AFPTV / AFP
Por Associated Press
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

Un especialista en toxicología y antiguo residente de la Clínica Mayo de Estados Unidos ha sido acusado de envenenar mortalmente a su esposa, una farmacéutica de 32 años que murió días después de acudir a un hospital en agosto con molestias estomacales.

PUBLICIDAD

Las autoridades afirman que Connor Bowman, de 30 años, intentó detener la autopsia de su esposa, Betty Bowman, argumentando que debía ser incinerada inmediatamente y alegando que padecía una enfermedad rara, cuyos análisis no confirmaron.

La oficina del médico forense detuvo la orden de incineración, advirtiendo de circunstancias sospechosas, según una denuncia penal, y la autopsia demostró que Betty Bowman murió por los efectos tóxicos de la colchicina, un medicamento utilizado para tratar la gota.

Los historiales médicos indican que no se le había diagnosticado gota ni se le había recetado el medicamento, según la misma fuente, que añade que Connor Bowman había estado investigando el fármaco antes de la muerte de su esposa.

Seis días antes de que fuera hospitalizada, también había convertido el peso de su esposa en kilogramos y lo había multiplicado por 0,8, siendo 0,8 mg/kg la dosis letal de colchicina.

Acusación de asesinato

Connor Bowman fue acusado el lunes de asesinato en segundo grado. Fue detenido el viernes y seguía bajo custodia el martes. Su abogado no respondió de inmediato a unas preguntas de la agencia The Associated Press.

This booking photo provided by the Olmsted County Adult Detention Centre in Rochester, Minnesota shows Connor Bowman
This booking photo provided by the Olmsted County Adult Detention Centre in Rochester, Minnesota shows Connor BowmanOlmsted County Sheriff's Office via AP

Amanda Dyslin, portavoz de la Clínica Mayo, emitió un comunicado el martes en el que no identificó a Bowman por su nombre, pero indicó que era residente del hospital.

"Estamos al tanto de la reciente detención de un exresidente de la Clínica Mayo por cargos no relacionados con sus responsabilidades. La formación del residente terminó a principios de este mes", dice el comunicado. Dyslin no reveló el motivo por el cual terminó la formación de Connor Bowman en Mayo Clinic.

Betty Bowman también era farmacéutica en el mismo centro.

Según la acusación, la Oficina del Médico Forense del Sureste de Minnesota alertó a la policía de la "muerte sospechosa" de Betty Bowman el 21 de agosto, un día después de su fallecimiento.

Había ingresado en un hospital de Rochester el 16 de agosto con "graves trastornos gastrointestinales y deshidratación, y su estado se deterioró rápidamente", según la denuncia. Sus síntomas iniciales eran similares a los de una intoxicación alimentaria y así se trataron, pero siguieron empeorando. Sufrió problemas cardíacos, líquido en los pulmones e insuficiencia orgánica.

Mientras Betty Bowman estaba en el hospital, Connor Bowman sugirió que sufría una rara enfermedad llamada linfohistiocitosis hemofagocítica, o HLH. Los resultados de las pruebas hospitalarias no fueron concluyentes respecto a la HLH, pero Connor Bowman dijo a varias personas que había muerto de esa enfermedad, según la denuncia.

También dijo a la oficina del forense que la muerte de Betty Bowman había sido natural y que quería ser incinerada, por lo que la autopsia debía cancelarse, según la denuncia. Preguntó a un investigador de la oficina del forense si el análisis toxicológico sería más exhaustivo que el realizado en el hospital.

La noche antes de que Betty Bowman fuera al hospital, le dijo a un hombre -identificado como SS en la denuncia- que había estado bebiendo en casa con Connor Bowman. A la mañana siguiente, le dijo a SS que estaba enferma, posiblemente por una bebida mezclada en un batido grande.

Historial de búsqueda

Connor Bowman era especialista en toxicología y atendía llamadas sobre posibles envenenamientos, utilizando para su trabajo instrumentos de la Universidad de Kansas, prosiguió la misma fuente.

Una mujer de la Universidad de Kansas dijo a los investigadores que Connor Bowman había estado investigando la colchicina, el fármaco utilizado para tratar la gota.

Los investigadores descubrieron que Connor Bowman había buscado el historial de páginas web y que había hecho experimentos que coincidían con la dosis letal de colchicina.

El Departamento de Salud de Minnesota encontró colchicina en las muestras de sangre y orina de Betty Bowman que se tomaron en el hospital, y el médico forense determinó que la causa de la muerte fueron los efectos tóxicos de este fármaco.

Una mujer contó a los investigadores que los Bowman habían estado hablando de divorcio, y otra dijo a las autoridades que Connor Bowman afirmó que iba a conseguir 500.000 dólares (472.940 euros) por un seguro de vida por la muerte de su esposa, desvela la denuncia. Las autoridades encontraron un recibo de un depósito bancario de 450.000 dólares (425.646 euros) dentro de su casa.

PUBLICIDAD

Está previsto que comparezca ante un tribunal el 1 de noviembre.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

La renuncia de trabajadores jóvenes genera serios problemas a las empresas para cubrir las vacantes

Lo que hay detrás de la estafa mundial valorada en unos 100 millones de euros dirigida a usuarios de WhatsApp mediante falsas ofertas de trabajo

La OMS advierte de la falsificación de las inyecciones de Ozempic