Última hora

Última hora

Madrid abrirá en 2019 la primera residencia pública para mayores LGTB del mundo

Leyendo ahora:

Madrid abrirá en 2019 la primera residencia pública para mayores LGTB del mundo

Madrid abrirá en 2019 la primera residencia pública para mayores LGTB del mundo
Tamaño de texto Aa Aa

"En el 2008 me quedé en paro. Tenía 50 años, era gay, en España había crisis… No veía el futuro claro y traté de encontar gente como yo. Cuál fue mi sorpresa que descubrí que apenas había gays mayores. Investigué y encontré que estaban aislados, muchos querían suicidarse. En el momento que llegaba la dependencia se quitaban de en medio, se pinchaban insulina y se iban del barrio (*). Me dejó descolocado que esa fuera la única alternativa. Así que me puse en marcha".

Federico Armenteros (Madrid, 1959) es presidente y fundador de la Fundación 26 de Diciembre. Sus pesquisas tomaron forma con los años y finalmente cumplirá un anhelo que data ya de una década: en el 2019 abrirá en Madrid la primera residencia pública para mayores LGTB del mundo.

Federico Armenteros (el primero por la derecha), en una fiesta de la fundación.

"Analizamos por qué están en aislamiento y detectamos que es por un trauma de la infancia. Desde que nacimos éramos peligrosos, pecadores, delincuentes, enfermos. Hemos tenido que callarnos y ocultar nuestros sentimientos para que no nos metiesen en la cárcel. Hemos tenido que ser normales, entre comillas", reconoció Armenteros en entrevista a Euronews.

"Pero ni siquiera eso nos ha valido porque hemos tenido que representar un papel que no era el nuestro. Teníamos la homofobia interiorizada, éramos nosotros mismos los que nos machacábamos: 'Cuidado con esa mano que no se note, que si cruzo las piernas, que si…'. Esa represión afecta".

Los diferentes testimonios recogidos por el activista madrileño reafirmaron su convicción de que era necesario un centro especializado, y ya lo tiene. La residencia se encuentra en el distrito capitalino de Villaverde Alto y contará con plaza para alrededor de 100 personas —de las cuales 2/3 serán internas y el resto, usuarios del centro de día—.

"No es cuestión de política, es cuestión de derecho"

La fundación ha conseguido lo que muchos tardan años y la mayoría ni siquiera logra: poner de acuerdo a dos gobiernos de signos diferentes. La Comunidad de Madrid (PP) cederá el espacio gratuitamente durante 30 años; el ayuntamiento capitalino (Ahora Madrid) financiará el centro de día.

"La acogida ha sido buena. Al fin y al cabo reclamamos algo que ya existe en Alemania, Holanda, Dinamarca… solo que nosotros hemos conseguido que la residencia sea pública y así accesible a que puedan entrar personas mayores con menos recursos", sostiene Armenteros.

Los interesados pueden acudir a la Comunidad desde ya mismo para inscribirse en la lista. Según el presidente de la Fundación 26 de Diciembre, solo en Madrid "hay estimados 160.000 mayores de 65 años que son LGTB". ¿Es ésta la primera residencia de muchas otras?

"Va a haber lista de espera y mucha. Nos está llamado mucha gente que quiere venirse a nuestra residencia. Nos dicen: 'Queremos terminar nuestros días en un sitio en el que no tengamos que seguir mintiendo'”.

Federico Armenteros tiene claro que ésta es tan solo otra piedra derribada de un muro sólido, construído desde el desconocimiento y tan viejo que resulta complicado ver caer. Los logros del colectivo en los útimos años han sido evidentes, pero todavía falta mucho para que el mundo acepte la diversidad.

"Lo que estamos haciendo es poner un parche porque estas personas necesitan esta atención, pero lo que queremos es que pronto estas necesidades estén atendidas. No solo queremos abrir centros especializados, queremos que la sociedad cambie. Con quién te acuestes me importa tres pepinos".

(*) Irse del barrio = morir.