Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.

Última hora

Última hora

Coveney: "Nuestra única línea roja fue la de una frontera dura"

Coveney: "Nuestra única línea roja fue la de una frontera dura"
Tamaño de texto Aa Aa

Euronews ha entrevistado al ministro de Exteriores de Irlanda para preguntarle sobre la discutida frontera entre su país e Irlanda del Norte. Para Simon Coveney la única línea roja de su Gobierno es una frontera dura y defiende el plan de Theresa May para el Brexit.

Simon Coveney: "La verdad es que la cuestión de las infraestructuras fronterizas en la isla de Irlanda es la única línea roja que el Gobierno irlandés ha puesto en estas negociaciones, y por supuesto la UE ha entendido esa petición y está de acuerdo con ella. Es por eso que varios ministros de Exteriores han decidido visitar la frontera y verlo ellos mismos. No hay ningún motivo oculto, se trata simplemente de intentar proteger el status quo y lo que está establecido en la isla de Irlanda".

Ante la falta de consenso se ideó el llamado "backstop", por el que Irlanda del Norte se regiría por el reglamento del mercado único de la UE si no se encuentra otra solución al final del periodo de transición.

Simon Coveney: "Se trata de un compromiso justo, equilibrado y ganado con esfuerzo por ambas partes. Tiene sentido. Nos da a todos tiempo y espacio en un período de transición de entre dos y cuatro años, para establecer realmente una relación de futuro detallada y que puede ser buena para Gran Bretaña y para la UE".

La frontera en Irlanda ha sido el principal escollo en las negociaciones del Brexit. Ambas partes temen rememorar el sangriento conflicto del Ulster, que finalizó con los Acuerdos de Viernes Santo de 1998.