Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

Migraciones: el río Evros se convierte en la ruta mortal hacia Europa

Refugiados sirios cruzaron el río Evros. 2 de mayo, 2018.
Refugiados sirios cruzaron el río Evros. 2 de mayo, 2018. -
Derechos de autor
Reuters/ Alkis Konstantinidis
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

La deseperación hace que el humano realice acciones que ponga en peligro su vida. Cuando la Unión Europea (UE) y Turquía firmaron un acuerdo que blindaría la seguridad marítima entre ellos, la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) y el Consejo Griego para los Refugiados (GCR) auguraban la realidad que hoy se vive a lo largo de la frontera noroeste entre Grecia y Turquía: el auge de los pasos fronterizos terrestres y sus consecuencias fatales.

“El creciente número de personas que llegan a través de [río] Evros, entre ellas muchas familias y niños, pone de relieve la ineficacia y los riesgos asociados con las políticas de cierre de fronteras, especialmente cuando están destinadas a detener la necesidad fundamental de las personas de buscar protección. ‘Ayer’ se trataba de los peligrosos viajes marítimos, ‘hoy’ se está convirtiendo en un viaje cada vez más peligroso por tierra a través de Evros", explicó el coordinador de la Unida Jurídica del GCR, Vasilis Papadopoulos.

Según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, 830 personas llegaron a Evros en febrero, casi al mismo ritmo que las llegadas de enero (801) y casi un 53% más que las 544 llegadas del mismo período en 2018.

Reuters/ Alkis Konstantinidis
Un grupo de refugiados sirios caminan en un campo después de cruzar el río Evros, la frontera natural entre Grecia y Turquía, cerca de la ciudad de Didymoteicho, Grecia, el 30 de abril de 2018.Reuters/ Alkis Konstantinidis

En 2016, la UE desembolsó 3.000 millones de euros a Turquía para atender a los más de dos millones de refugiados sirios que acogía el país en aquel entonces - ahora son más de 3 millones, según últimas cifras de Aministía Internacional- pero también para frenar los flujos migratorios hacia Europa.

La Comisión Española de Ayuda al Refugiado señala que la aplicación de dicho acuerdo "vulnera la normativa europea e internacional" advirtiendo el peligro que supone devolver a los refugiados a Turquía.

Comisión Española de Ayuda al Refugiado

"Cientos de miles de personas se han quedado atrapadas en Turquía y otros países de la región en condiciones infrahumanas y sin garantías de que puedan ejercer sus derechos. Más de 72.000 están actualmente bloqueadas en Grecia", informó en un comunicado la comisión en el marco del tercer aniversario de la firma del acuerdo.

A pesar de los riesgos, diferentes organizaciones han alertado un reciente pico en los intentos de cruce por la zona pantanosa del río también conocido como Maritsa. Los cientos de casos fallidos terminan lamentablemente en la ciudad griega de Alexandroupolis, donde se acumulan los cuerpos sin identificación.

Estos cadáveres son encontrados por los guardias fronterizos y los pescadores de la zona. Otros, que han muerto por inanición o por frío son conseguidos a los alrededores.

Reuters/ Alkis Konstantinidis
Refugiados y migrantes que cruzaron el río Evros, la frontera natural entre Grecia y Turquía, caminan por las vías del ferrocarril en el pueblo de Pythio, Grecia, el 1 de mayo de 2018.Reuters/ Alkis Konstantinidis

Debido a la oscuridad y la desorientación se ha reportado el fallecimiento de migrantes por atropello de trenes.

"Después de haber permanecido en una ruta fuera de radar, es también el lugar de algunas de las violaciones más horrendas de los derechos de las personas refugiadas y solicitantes de asilo. Mañana debe haber una Europa que respete los derechos humanos y sus responsabilidades legales hacia los refugiados”, dijo Papadopoulos.

La Organización Internacional para las Migraciones indica que desde principios de año hasta la segunda semana de marzo, han llegado a Grecia 5.845 migrantes, de los cuales solo 1.362 han sido por tierra. Las nacionalidades frecuentes entre los viajeros pertenecen a: Afganistán, Palestina, Siria, Irak y el Congo.

Lee | ¿Está Marruecos utilizando la inmigración como moneda de cambio con la UE?