Última hora

Locos por el konjac, el tubérculo japonés que sacia pero no engorda

Locos por el konjac, el tubérculo japonés que sacia pero no engorda
Tamaño de texto Aa Aa

El konjac, planta muy apreciada por sus virtudes medicinales, se ha cultivado en Japón durante siglos, pero recientemente se ha convertido en toda una novedad entre los europeos. Cocinado de múltiples formas y sin apenas calorías, es muy popular entre aquellos que quieren vigilar su silueta y su salud. En este nuevo episodo de Taste, conocemos el konjac, un alimento tradicional que muchos califican de "milagroso".

De la mano del chef francés con una estrella Michelín, Thierry Voisin, visitamos una de las plantaciones situadas en la prefectura de Gunma, la primera región productora de Konjac, en el centro del país. "Es un producto muy saludable. Y lo que es bueno para el cuerpo es bueno para la mente", explica Voisin. El chef nos lleva a conocer a Shigenobu Kambe, productor de Konjac.

“Lo interesante de esta planta no son las hojas. Lo que nos comemos es el tubérculo que está bajo tierra. Por ahora, es muy pequeño, debido a la estación. La cosecha tendrá lugar en octubre o noviembre, que es cuando tendrá este tamaño. ¿Les gustaría venir a mi casa a probarla?"

Euronews en los campos de konjac, (prefectura de Gunma, en Japón).Euronews

¿Es el konjac un milagro nutricional?

El konjac es un alimento muy saludable presente en muchos platos japoneses. Se encuentra normalmente en forma de pasta que luego se corta en tiras. Es rico en fibras y produce un efecto de saciedad a pesar de que apenas tiene calorías.

"Tiene una textura… un gusto… En japonés decimos Yashashii Aji. Es un gusto muy agradable. No es fuerte, es muy suave y solo al comerlo ya sientes que es bueno para la salud, ¿gracioso verdad?", afirma Voisin.

Konjac en todo su esplendor y... forma

La región ha sabido sacar buen provecho de su producto estrella. La prueba es este supermercado donde encontrar esta planta de mil y una maneras. Aquí encontramos la famosa pasta de konjac. Pero sobretodo el konjac en múltiples formas:en palomitas, en helados, en tallarines e incluso en arroz. Al preguntarles, los residentes parecen encantados.

"Incluso cuando lo como mucho, no me hace ganar peso", cuenta una mujer. "Es bueno para la salud", añade otra.

Dentro de sus muchos beneficios, está su baja proporción en calorías, lo que beneficia a personas con diabetes, por ejemplo.

“No tiene azúcar, apenas unas calorías. Konjac responde a una cierta demanda. Es un alimento muy sano, es bueno para el cuerpo. Es por lo que estoy seguro de que su éxito no hará más que crecer y crecer", cuenta Shingo Inotani, encargado del supermercado especializado en Konjac.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.