Última hora

¿Qué es Rebelión contra la Extinción? Claves del movimiento contra el cambio climático

Protesta de madres amamantando el 9 de octubre
Protesta de madres amamantando el 9 de octubre -
Derechos de autor
Toby Melville/ Reuters
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Rebelión Contra la Extinción (XR) comenzó a tomar las calles en 2018, con la promesa de utilizar la desobediencia civil no violenta como arma para librar sus batallas.

Atrajeron a más de 1.500 personas a la Plaza del Parlamento de Londres, donde declararon por primera vez una "rebelión".

Desde entonces, el movimiento social se ha extendido rápidamente por todo el mundo, organizando acciones en más de 70 países.

En la "Semana Internacional de Rebelión" que comenzó el 7 de octubre la Policía Londres dijo que al menos 1.000 personas habían sido arrestadas sólo en la capital británica.

Euronews te da las claves sobre este movimiento internacional.

¿Qué es Rebelión contra la Extinción?

Se describen a sí mismos como un "movimiento de movimientos sociales" internacional y descentralizado que utiliza la desobediencia civil como una forma de presionar a los gobiernos para que actúen contra la emergencia climática y ecológica.

"Hacer campañas de información, como de costumbre, no ha funcionado, así que utilizamos la desobediencia civil no violenta. Estamos cortando carreteras; estamos ocupando lugares clave para que nuestras voces sean escuchadas y para que los gobiernos tomen medidas", dijo Ronan Harrington, estratega político de la Rebelión de la Extinción, a Euronews.

Se lanzaron a la calle por primera vez en 2018. En su primera acción reunieron a más de 1.500 personas en la Plaza del Parlamento de Londres e hicieron una "Declaración de Rebelión" contra el gobierno del Reino Unido. Desde entonces han crecido exponencialmente.

La organización está completamente descentralizada y dirigida por voluntarios y anima a la gente a crear grupos locales en sus ciudades. Organizan protestas y acciones a gran escala a través de WhatsApp y Telegram. Recientemente Zion Lights, una de sus miembros más activa, nos decía que no tienen contacto por ejemplo con el grupo de Francia, ya que se trata de un movimiento orgánico. La activista ha dejado su trabajo para dedicarse exclusivamente a Extinction Rebellion "por el futuro de sus dos hijos".

Natasa Leoni/ XR
Trafalgar Square el 10 de octubreNatasa Leoni/ XR

¿Cuál es el objetivo del "movimiento de movimientos"?

El grupo tiene tres demandas en el Reino Unido, donde nació: que el Gobierno declare una "emergencia climática y ecológica", que el Gobierno detenga la pérdida de biodiversidad y reduzca las emisiones de gases de efecto invernadero a cero para 2025, y que el Reino Unido cree una Asamblea de Ciudadanos sobre "justicia climática y ecológica" y escuche sus propuestas.

La idea es que los gobiernos tengan en cuenta el criterio de los ciudadanos sobre el problema del clima. En el Reino Unido Rebelión Contra la Extinción ha creado incluso un proyecto de ley que reúne sus demandas.

El movimiento utiliza las detenciones de sus miembos como táctica para llamar la atención de los medios y la opinón pública.

"Ser arrestado en una parte esencial de la estrategia de la Rebelión de Extinción porque demuestra hasta qué punto es importante este asunto", dijo Harrington.

"Las prisiones de Londres están ahora demasiado llenas para hacer frente a la cantidad de personas que están siendo arrestadas", añadió Harrington (la Policía Metropolitana dijo a Euronews que aún no ha alcanzado su plena capacidad durante la última serie de protestas).

"Nuestro objetivo es informar a la gente sobre la crisis climática y defender el futuro de las generaciones venideras" comentó la activista Zion Lights durante una reunión con periodistas en Birmingham.

Vladimir Morozov
La "brigada roja" de Rebelión Contra la Extinción el 7 de octubre el LondresVladimir MorozovVladimir Morozov

¿Ha tenido éxito?

Rebelión Contra la Extinción paralizó Londres en abril de 2019, bloqueando áreas clave de la ciudad durante 11 días. La protesta dio lugar a más de 1.000 detenciones.

Once manifestantes incluso se desnudaron en la zona de invitados de la Cámara de los Comunes para dirigirse a "la viga en el ojo propio" que, según ellos, es la crisis climática.

El mes pasado, los manifestantes han rociado con sangre falsa el Tesoro Británico, se han disfrazado de abejas en Sydney, y han montado una emboscada en Wall Street. Se han pegado con cola a la Bolsa de Londres, y han prometido bloquear Berlín durante una semana.

Un medallista paralímpico subió sobre un avión de British Airways en la pista del aeropuerto de London City, pegado al distrito financiero, como parte de la semana de protestas de Rebelión Contra la Extinción. Pero a pesar de las protestas, el aeropuerto permaneció en funcionamiento el jueves.

REUTERS/Henry Nicholls
Un manifestante tumbado sobre un avión de British Airways en el aeropuerto de London City el 10 de octubre de 2019REUTERS/Henry Nicholls

Este verano el grupo utilizó grandes y coloridos barcos para bloquear el tráfico del centro en cinco ciudades británicas.

En Francia, Rebelión Contra la Extinción, fue noticia después de que la policía desalojara a los manifestantes del puente Sully en París, arrastrándolos y rociándolos con gas lacrimógeno en julio.

Críticas al movimiento

Rebelión Contra la Extinción fue llamado al orden por varios colectivos de lucha por los más desfavorecidos que pidieron al nuevo movimiento que incluyera en sus reivindicaciones la defensa de la gente de color y de los países del Sur.

"Sin incorporar nuestras experiencias, cualquier respuesta a este desastre no conseguirá cambiar las complejas formas en las que los sistemas sociales, económicos y políticos rigen nuestras vidas", dice la carta, escrita por el colectivo Desdichados de la Tierra.

Otros han criticado los métodos del grupo por ser demasiado radicales. La prensa británica ha publicado varios casos de personas que, en algunos casos, han sido bloqueadas en su camino a los hospitales.

Después de las protestas en Nueva Zelanda que terminaron con varias detenciones la Primera Ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern dijo:

"Nunca me voy a oponer a que alguien pueda expresar su opinión y hacer oír su voz", dijo. "Pero, al impedir que la gente pueda desplazarsa para hacer su trabajo diario, no nos lleva necesariamente más cerca de la acción climática que están pidiendo".

Harrington responde que su objetivo no es perturbar la vida de los ciudadanos. "No queremos impedir que la gente vaya a trabajar. Pero a veces un problema es tan grave que lo único que te queda por hacer para llamar una atención que está justificada son estos métodos", dijo Harrington.

Doughie Graham, Extinction Rebellion
La céntrica Victoria Street, tomada.Doughie Graham, Extinction Rebellion
Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.